En un océano de manipulación navegantes antimilitaristas se encuentran en una isla virtual de desobediencia, noviolencia y construcción de la Paz
Secciones
> Informativa
  Movimiento 15M
> Documental
  Talleres
  Historia del antimilitarismo
  Noviolencia
  Objeción de conciencia
  Recursos gráficos
  Recursos multimedia
  Teoría política
  Represión
  Medio Ambiente
  Mujeres y antimilitarismo
  Anticapitalismo
  Instituciones militares
  Varios
  Intervencionismo humanitario y misiones de paz
> Observatorio de conflictos
  Iraq
  Palestina
  Colombia
  EEUU
  Guerra y mujeres
  Infancia y guerra
  Varios
  Afganistán
  Libia
  Costa de Marfil
  Siria
  Mali
  Sáhara Occidental
  Ucrania
  Turquía
> Campañas
  Objeción Fiscal al Gasto Militar
  Desobedece a las guerras
  Contra la I+D Militar
  Comercio y producción de armas
  Juguete bélico
  Feminismo y antimilitarismo
  Locales
  Varios
  Banca
  Educación para la paz
  La guerra empieza aquí. Parémosla desde aquí
  Recortar lo militar
  Contrarreclutamiento
> Cajón de sastre
  Humor
  Creación
  Comentarios gráficos
  Contactos
  Varios
> Solidaridad entre los pueblos

Amnistía a remisos, el nuevo negocio en Chile

Escrito por Pelao Carvallo y publicado por su asesor de prensa

Sección:Informativa
Viernes 16 de febrero de 2007 0 comentario(s) 1867 visita(s)

Antes de ayer fue publicada en el Diario Oficial una nueva ley de amnistía para los remisos de los procesos de conscripción desde junio del 2000 hasta abril del 2006. Otras amnistías de este tipo se han dictado antes y es un negocio recurrente para la Dirección General de Movilización Nacional (DGMN). Con ellas se pretende “normalizar” la situación de quienes incumplen la ley de reclutamiento.

Esta amnistía en particular viene a “fortalecer” la reforma al Servicio Militar Obligatorio (SMO) en tanto pretende “despejar” los asuntos pasados. Entre ellas despejar las acciones de los insumisos que, en cuanto a la legalidad militar, caben en la calidad de infractores o remisos.

La nueva ley de SMO, con sus proceso “automáticos” de inscripción necesitaba despejar fiscalía militar para tramitar todo lo que tenga que ver con el rechazo masivo al reclutamiento. Rechazo que los constantes aplazamientos del logro del “objetivo” del 100% de voluntariedad viene a ratificar.

Esta amnistía coincide con la campaña publicitaria desplegada por el Ejército para conseguir “voluntarios” para el servicio militar. Un nuevo SMO que aparece “amable” con los jóvenes, entretenido, como un “reality”. De hecho la televisión estatal ha estado reforzando la publicidad militarista con un reality de índole militar. Pero no sólo se trata de un negocio publicitario y político. Es además un gran negocio comercial.

Ser amnistiado significa en la práctica concurrir a un cantón de reclutamiento por un certificado de amnistía, el cual tiene un valor (que se reajusta semestralmente) de $5.880. Esto es 10, 7 dólares USA o 8,3 euros. Corresponde a dos días de sueldo mínimo juvenil. El subsecretario de guerra, García, reconoció cerca de 40.000 infractores a la ley que requerirían esta amnistía. La cifra que recibirá la DGMN por este nuevo negocio se empina por sobre los $ 235.200.000 (US$ 430.700 dólares aprox., o euros 332.000 aprox.). Con esos ingresos buenas campañas publicitarias se financian.

La amnistía, rechazada desde el MAOC y no asumida, pues no necesitamos perdón sino reconocimiento de nuestro derecho, es simplemente un negocio lucrativo en lo político y en lo monetario.

Comenta este artículo   Volver arriba

Nota: los comentarios ofensivos podrán ser eliminados según nuestros criterios de moderación

   
Volver a la página Principal
Ver comentarios
Spip Sitio desarrollado con SPIP v1.9.2 , un programa Open Source escrito en PHP bajo licencia GNU/GPL.
Licencia de Creative Commons Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons, mientras no se indique otra cosa.