En un océano de manipulación navegantes antimilitaristas se encuentran en una isla virtual de desobediencia, noviolencia y construcción de la Paz
Secciones
> Documental
  Talleres
  Historia del antimilitarismo
  Noviolencia
  Objeción de conciencia
  Recursos gráficos
  Recursos multimedia
  Teoría política
  Represión
  Medio Ambiente
  Mujeres y antimilitarismo
  Anticapitalismo
  Instituciones militares
  Varios
  Intervencionismo humanitario y misiones de paz
> Informativa
  Movimiento 15M
> Campañas
  Objeción Fiscal al Gasto Militar
  Desobedece a las guerras
  Contra la I+D Militar
  Comercio y producción de armas
  Juguete bélico
  Feminismo y antimilitarismo
  Locales
  Varios
  Banca
  Educación para la paz
  La guerra empieza aquí. Parémosla desde aquí
  Recortar lo militar
  Contrarreclutamiento
> Observatorio de conflictos
  Iraq
  Palestina
  Colombia
  EEUU
  Guerra y mujeres
  Infancia y guerra
  Varios
  Afganistán
  Libia
  Costa de Marfil
  Siria
  Mali
  Sáhara Occidental
  Ucrania
  Turquía
> Cajón de sastre
  Humor
  Creación
  Comentarios gráficos
  Contactos
  Varios
> Solidaridad entre los pueblos

El ministro Alonso empieza a «darse cuenta» de que Afganistán es un berenjenal

a la ONU tampoco le cabe la camisa en el cuerpo cuando piensa en cómo va esa guerra

Sección:Afganistán
Jueves 29 de marzo de 2007 0 comentario(s) 1291 visita(s)

La mayoría de ciudadan@s del Estado Español, a favor del regreso de las tropas de Afganistán

El ministro Alonso revela que las tropas españolas en Afganistán han sufrido otro ataque

El titular de Defensa reconoce que cada vez hay más riesgo en la zona

EFE - Madrid

El ministro de Defensa, José Antonio Alonso, ha admitido hoy que en Afganistán hay un «notable nivel de inseguridad» y ha revelado que el 15 de marzo un convoy español vivió «un incidente significativo», cuando explotó a 200 metros un artefacto que llevaban dos individuos en moto con el fin de atentar contra los militares.

Alonso ha comparecido ante la Comisión de Defensa del Congreso para informar sobre la situación de las tropas españolas en Afganistán y explicar el atentado que acabó con la vida de la soldado Idota Rodríguez, del que ha precisado que «una potente mina anticarro» de las usadas en 2001, antes de la llegada de las tropas a este país, ha causado la muerte de la soldado el pasado 21 de febrero. El ministro ha reconocido que Afganistán es una misión de «alto coste» y la «más dolorosa» de cuantas participa España en el mundo, con 81 muertos, ha descartado el aumento de efectivos y ha afirmado que el Gobierno tiene «un compromiso claro» con Afganistán y con la misión.


La ONU avisa de que los talibanes se han «envalentonado»

MIGUEL GONZÁLEZ

El ministro de Defensa, José Antonio Alonso, comparecerá hoy en el Congreso para informar sobre la muerte de la soldado Idoia Rodríguez Buján, el pasado 21 de febrero, y sobre la situación de las tropas españolas en Afganistán, donde «la insurgencia está envalentonada por sus éxitos estratégicos, más que descorazonada por sus fracasos tácticos», según un informe del secretario general de la ONU.

Las cinco semanas transcurridas desde que una mina, probablemente de presión y colocada para explotar al paso de su convoy, acabara con la vida de la primera militar española muerta en misión en el extranjero han sido suficientes para que la burocracia administrativa publicase ayer en el Boletín Oficial de Defensa la orden que certifica su fallecimiento en acto de servicio.

No han bastado, sin embargo, para apagar la polémica política y es probable que el PP pida hoy cuentas al ministro por el rechazo del Gobierno a «dotar al contingente en Afganistán de todos los medios humanos y materiales necesarios para garantizar su seguridad, atendiendo a las peticiones que están formulando los mandos militares», como decía uno de los puntos de la proposición rechazada la semana pasada en el Congreso.

Izquierda Unida, por su parte, insistirá en que se fije un calendario de retirada de las tropas, en contra de lo que predecía el lunes en Bruselas el subsecretario de Estado estadounidense, Nicholas Burns: «Vamos a tener que estar allí por mucho tiempo... No es un esfuerzo para dos o tres años. Creo que estaremos allí muchos, muchos años».

Invierno caliente

El primer informe sobre Afganistán del nuevo secretario general de la ONU, el coreano Ban Ki-moon, fechado el pasado 15 de marzo, explica que la violencia talibán alcanzó su punto culminante en septiembre de 2006 y se ha reducido luego con los rigores invernales. Aún así, subraya que «el nivel de incidentes durante el invierno fue bastante superior al de años anteriores».

Desde septiembre se contabilizan 2.732 muertos y en enero se ha doblado la cifra de víctimas del mismo mes del año anterior. Aunque constata progresos en muchos campos, Ki-moon no oculta el deterioro de la seguridad: «Hubo un marcado aumento de las fuerzas insurgentes dispuestas a iniciar operaciones de combate [...] y una mejora importante de sus tácticas y adiestramiento. En las regiones central y sudoriental, las operaciones de las fuerzas del Gobierno e internacionales lograron despejar algunas zonas sólo temporalmente. La estructura de mando de los insurgentes permaneció intacta, pese a la captura o muerte de varios comandantes».

Diario El País

Comenta este artículo   Volver arriba

Nota: los comentarios ofensivos podrán ser eliminados según nuestros criterios de moderación

   
Volver a la página Principal
Ver comentarios
Spip Sitio desarrollado con SPIP v1.9.2 , un programa Open Source escrito en PHP bajo licencia GNU/GPL.
Licencia de Creative Commons Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons, mientras no se indique otra cosa.