En un océano de manipulación navegantes antimilitaristas se encuentran en una isla virtual de desobediencia, noviolencia y construcción de la Paz
Secciones
> Observatorio de conflictos
  Iraq
  Palestina
  Colombia
  EEUU
  Guerra y mujeres
  Infancia y guerra
  Varios
  Afganistán
  Libia
  Costa de Marfil
  Siria
  Mali
  Sáhara Occidental
  Ucrania
  Turquía
> Informativa
  Movimiento 15M
> Campañas
  Objeción Fiscal al Gasto Militar
  Desobedece a las guerras
  Contra la I+D Militar
  Comercio y producción de armas
  Juguete bélico
  Feminismo y antimilitarismo
  Locales
  Varios
  Banca
  Educación para la paz
  La guerra empieza aquí. Parémosla desde aquí
  Recortar lo militar
  Contrarreclutamiento
> Documental
  Talleres
  Historia del antimilitarismo
  Noviolencia
  Objeción de conciencia
  Recursos gráficos
  Recursos multimedia
  Teoría política
  Represión
  Medio Ambiente
  Mujeres y antimilitarismo
  Anticapitalismo
  Instituciones militares
  Varios
  Intervencionismo humanitario y misiones de paz
> Cajón de sastre
  Humor
  Creación
  Comentarios gráficos
  Contactos
  Varios
> Solidaridad entre los pueblos

Juicio en Llíria contra antimilitaristas por la V Inspección a la base de la OTAN de Bétera

La base intentó otra vez sin éxito imputarles por un delito militar

Sección:Desobedece a las guerras
Martes 20 de noviembre de 2007 0 comentario(s) 1511 visita(s)

Los 7 inspectores civiles que se introdujeron el pasado 12 de mayo en el recinto militar de la base de la Fuerza de Respuesta de la OTAN en Bétera serán juzgados el próximo jueves 22 de noviembre en Llíria. Se trata de un juicio de faltas por daños, a pesar de que la intención inicial de la Guardia Civil en su atestado de denuncia ha sido imputar también a los antimilitaristas por desobediencia a la autoridad. La base militar ha aportado una valoración de los daños que asciende a 51 euros.

En la quinta edición de esta acción de desobediencia civil colectiva, 7 personas se introdujeron por sorpresa y con toda tranquilidad por debajo de la valla metálica que cierra el perímetro de las instalaciones principales de la base, a diferencia de años anteriores en que la entrada al recinto militar se ha producido por la alambrada que delimita el campo de maniobras anexo a la base. El despliegue de la policía militar y la unidad de la Guardia Civil adscrita a la base no pudo evitar la intrusión porque en esos momentos tenía puesta toda su atención en la marcha compuesta por unas 60 personas que había partido desde Bétera y había sobrepasado el lugar hacía 15 minutos. Una vez en el interior, treparon al techo de una pequeña construcción que alberga un transformador eléctrico y desde allí desplegaron una pancarta con el lema “PAU SENSE EXÈRCITS”, unos minutos antes de que fuera advertida su presencia por el personal de vigilancia de la base.

Ahora la base militar quiere cargar a las 7 personas con la rotura del cable tensor inferior. Sin embargo en el expediente del juicio no existe testimonio directo ni prueba de que esto haya sido realizado por ninguno de los inspectores. Lo que sí se puede encontrar es un plano detallado de la instalación militar en el que se hace hincapié en la cercanía a las instalaciones principales desde el lugar de entrada, y fotos del lugar de la valla por donde accedieron los antimilitaristas, con ésta claramente forzada a posteriori para justificar la petición de daños.

En el expediente también puede apreciarse un intento del Juzgado militar de València de imputar al grupo de inspectores por un delito de “allanamiento”, contemplado en el Código Penal Militar y castigado con penas de entre 3 meses y 3 años de prisión, posiblemente calculando que el cambio de estrategia del grupo antimilitarista podría variar el criterio aplicado hasta ahora. Pero, al igual que sucedió en una acción similar en 2004, una invasión de payasos antimilitaristas que contó incluso con la presencia de un agente de la Policía nacional infiltrado, el Fiscal del Tribunal Militar Territorial Primero ha tirado por tierra las aspiraciones del Juzgado de Valencia en un auto en el que cita de nuevo la jurisprudencia del Tribunal Supremo en casos similares.

Hasta el momento se han celebrado cuatro juicios de faltas contra personas participantes en acciones de desobediencia noviolenta en la base de la OTAN de Bétera desde que empezaron a llevarse a cabo en 2003, y que han introducido en total a más de un centenar de personas dentro de la instalación militar. Sin embargo, solamente dos personas han sido condenadas a pagar multas leves por daños o desobediencia. En el último juicio de faltas, en septiembre de 2006, un Juzgado de Lliria absolvió a todos los inspectoras e inspectores de una falta por “desobediencia leve”, considerando “legítima” su acción. Este año, los cuatro antimilitaristas que bloquearon en València la salida de un tren con material de la base hacia unas maniobras, fueron absueltos de un delito de «desórdenes públicos» y condenados sólo dos de ellos por una falta de «desobediencia leve» a pagar sendas multas de 600 euros, tras conocerse recientemente el resultado del recurso presentado ante la Audiencia Provincial de València.

Dentro de la campaña que se viene realizando desde que se hizo pública hace 6 años la candidatura de Bétera para acoger esta instalación, la Inspección Ciudadana a la base de la OTAN es una acción anual de desobediencia civil colectiva que intenta ir más allá de la denuncia de las horribles consecuencias de la guerra para señalar a los organismos, instituciones e instalaciones concretas encargadas de prepararla y perpetrarla. «El cuartel de la Fuerza de Respuesta de la OTAN en Bétera es una de las partes más cercanas de esta maquinaria de guerra que queremos obstaculizar y por eso le hemos estado dedicando tanta atención en estos años». Se trata de una base capaz de dirigir una acción militar exterior de hasta 20000 soldados en cualquier lugar del mundo en menos de cinco días. La Inspección viene reclamando el cierre de la instalación y su devolución para usos sociales y medioambientales.

INSPECCIÓ CIUTADANA - ALTERNATIVA ANTIMILITARISTA-MOC
www.inspecciociutadana.org - www.insumissia.org
inspecciociutadana (at) yahoo.com - retirada (at) xarxaneta.org


Más información:

- V Inspección ciudadana a la base de la OTAN de Bétera: el equipo de inspectores se cuela por sorpresa en el recinto principal

- Un juez considera «legítima» la inspección de la base de la OTAN y absuelve a 7 inspectores

- El juez absuelve al bloqueo del tren de la OTAN del delito pero condena a la multa máxima por «desobediencia leve»

Comenta este artículo   Volver arriba

Nota: los comentarios ofensivos podrán ser eliminados según nuestros criterios de moderación

   
Volver a la página Principal
Ver comentarios
Spip Sitio desarrollado con SPIP v1.9.2 , un programa Open Source escrito en PHP bajo licencia GNU/GPL.
Licencia de Creative Commons Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons, mientras no se indique otra cosa.