En un océano de manipulación navegantes antimilitaristas se encuentran en una isla virtual de desobediencia, noviolencia y construcción de la Paz
Secciones
> Informativa
  Movimiento 15M
> Campañas
  Objeción Fiscal al Gasto Militar
  Desobedece a las guerras
  Contra la I+D Militar
  Comercio y producción de armas
  Juguete bélico
  Feminismo y antimilitarismo
  Locales
  Varios
  Banca
  Educación para la paz
  La guerra empieza aquí. Parémosla desde aquí
  Recortar lo militar
  Contrarreclutamiento
> Observatorio de conflictos
  Iraq
  Palestina
  Colombia
  EEUU
  Guerra y mujeres
  Infancia y guerra
  Varios
  Afganistán
  Libia
  Costa de Marfil
  Siria
  Mali
  Sáhara Occidental
  Ucrania
  Turquía
> Documental
  Talleres
  Historia del antimilitarismo
  Noviolencia
  Objeción de conciencia
  Recursos gráficos
  Recursos multimedia
  Teoría política
  Represión
  Medio Ambiente
  Mujeres y antimilitarismo
  Anticapitalismo
  Instituciones militares
  Varios
  Intervencionismo humanitario y misiones de paz
> Cajón de sastre
  Humor
  Creación
  Comentarios gráficos
  Contactos
  Varios
> Solidaridad entre los pueblos

Insumisión. Una forma de vida: 6ª parte; "La Asociación de Madres, Padres y Amigos de Objetores de Conciencia Insumisos"

La madre de un insumiso escribe la crónica de lo que fueron aquellos años

Sección:Campañas
Domingo 18 de enero de 2009 1 comentario(s) 2290 visita(s)

Publicamos en diez entregas esta crónica de la Insumisión en el estado español escrita desde la clave de Rosario Domínguez, la madre de un insumiso, a quien damos las gracias por poner por escrito sus vivencias y esta hermosa historia. Insumissia.

Volver al índice


LA ASOCIACIÓN DE MADRES, PADRES Y AMIGOS DE OBJETORES DE CONCIENCIA INSUMISOS.

En un resumen que hicimos las madres de la Asociación de Madrid, decíamos que las madres y padres de los jóvenes objetores de conciencia insumisos, estamos luchando junto a nuestros hijos como Grupo de Apoyo , el más cercano y comprometido.

Nosotras sus madres parimos sus cuerpos, pero ellos nos parieron a nosotras , enseñándonos a pensar, a sentir y dándonos fuerza para luchar. En definitiva tenemos que agradecer a nuestros hijos el habernos hecho INSUMISAS.

En principio muchas de nosotras no comprendíamos como un Gobierno que se dice socialista, era capaz de encarcelar a unos jóvenes por el simple hecho de negarse a realizar el servicio militar. Pronto comprendimos que no se trataba de una negativa individual, sino de todo un movimiento colectivo, que pone en cuestión la misma existencia del Ejército, denunciando la injusticia de este sistema. Esto resulta peligroso para un Gobierno que quiere presentarse como un modelo de democracia. Por esto la represión esta siendo cada vez más fuerte.
Las madres empezamos a unirnos a raíz de los primeros encarcelamientos en prisión preventiva en las cárceles militares. Nos agrupamos para apoyar a los presos en acciones de denuncia ante los Tribunales Militares y ante las Instituciones; Participando en acciones frente a la cárcel, manifestaciones de protesta, y a la vez, sirviendo de apoyo a las familias de los presos.

Este inicio fue sumamente fructífero, tanto para los objetores de conciencia insumisos, como para nosotras, que cada día íbamos avanzando en ideas, formas de lucha y estrategias. Sentíamos que nuestros hijos nos transmitían la fuerza y nosotras a su vez les dábamos ánimo; pues en principio éramos el único apoyo adulto con que contaban.

Vimos con alegría y orgullo, como las Autoridades militares tuvieron que ceder ante la negativa de los presos a obedecer las órdenes dentro de la prisión, teniendo que habilitar un espacio sólo para los objetores de conciencia insumisos, en la cárcel de Alcalá de Henares. Al final, después de varias huelgas de hambre tuvieron que ponerlos en libertad. Nosotras estuvimos en todo momento, junto a los presos; participando en todas las acampadas delante de la cárcel y manifestaciones de protesta.

A raíz de la nueva Ley del servicio militar, los insumisos pasaron a ser juzgados en Tribunales Ordinarios. Seguimos apoyándoles en los juicios con escritos ante los juzgados y ante las Autoridades e Instituciones del Estado. Así nuestra lucha se extendió a otras instancias, saliendo de puramente castrense.

Amplias capas sociales comenzaron a entender la Insumisión. Nunca pensaos que en tan poco tiempo íbamos a llegar tan lejos.
Otros padres y madres de diferentes provincias fueron organizándose. Surgió un Movimiento Asambleario de todas las Asociaciones de familiares y amigos de objetores insumisos. Teníamos Asambleas periódicas cada seis meses en diferentes capitales, poniendo en común nuestra lucha. En el mes de noviembre se celebró la Xll Asamblea de Asociaciones en Zaragoza.

El nuevo Código Penal del señor Belloch pretende dividir el Movimiento de Objeción de Conciencia , haciendo ver a la opinión pública que los objetores de conciencia van a ser excarcelados, cuando se les castiga con mayor fuerza con penas de cárcel e inhabilitación.

En este momento hay más de 300 objetores de conciencia insumisos encarcelados, en prisiones civiles de todo el Estado. Muchos de ellos en segundo grado, por haberse negado a ir a dormir a la cárcel. Conociendo las cárceles y todos los crímenes que se cometen dentro de ellas, nosotras sus madres, no podemos quedarnos insensibles. Esta lucha por la dignidad de los presos, también es nuestra. LA INSUMISIÓN ES LA LUCHA POR LA JUSTICIA .Esto escribíamos en abril de 1996

El germen de la Asociación, que comenzó a raíz de los primeros encarcelamientos se fue extendiendo a las diferentes Comunidades, formando un verdadero grupo de apoyo a la Insumisión que fue tomando forma y desarrollo autónomo a medida que adquiríamos protagonismo, aunque siempre fuimos a la zaga de los jóvenes objetores.

Ellos fueron marcando el camino y así en principio asistíamos a las reuniones del M.O.C, donde profundizamos en sus planteamientos. Aprendimos con ellos que la forma de lucha más eficaz y duradera era “ La no violencia activa “ “y la desobediencia civil” a la manera de Gandhi, del que sacamos estos textos de su libro “Todos los hombres son hermanos, Atenas, Madrid 1981: Estoy contra la violencia porque sus aparentes ventajas, a veces impresionantes, no son más que temporales, mientras que el mal que ocasiona deja huellas para siempre”.

La desobediencia civil es la llave del poder. Imaginaos a un pueblo entero negándose a conformarse con las leyes vigentes y dispuesto a soportar las consecuencias de esta insubordinación. Toda la maquinaria legislativa y ejecutiva se encontraría de repente totalmente paralizada. Es verdad que la policía y el ejército suelen recurrir a la fuerza para someter a las minorías, por muy poderosas que sean. Pero ninguna policía y ningún ejército pueden lograr que se doblegue la voluntad de todo un pueblo decidido a resistir hasta que se agoten sus fuerzas.
No se puede ser no violento de verdad y permanecer pasivo ante las injusticias sociales. Mi no violencia no admite que se huya ante el peligro.

La no violencia es el medio más inofensivo y el más eficaz para hacer valer los derechos políticos y económicos de todos los que se encuentran oprimidos y explotados. La no violencia es una regla de conducta para vivir en sociedad, ya que asegura el respeto a la dignidad humana y permite que progrese la causa de la paz.
No dudo en sostener que la no violencia vale también en el marco de las relaciones entre los Estados. Si esta loca carrera de armamentos tuviera que proseguir, no habría más salida que una matanza sin precedentes en la historia. El único medio de librarse de esta espada de Damocles consiste en aceptar audazmente y sin reservas el método de la no violencia.

Otros autores hacen de la desobediencia civil un arma de lucha justa:

Según N. Bobio la desobediencia civil “se puede definir como una forma particular de desobediencia llevada a cabo con la finalidad inmediata de mostrar públicamente la injusticia de la ley y la finalidad inmediata de inducir al legislador a cambiarla.”

Para Jürgen Habermas “es un instrumento para la realización de los fines de Estado Democrático de Derecho y para la eficacia de los valores de derechos constitucionales como vehículo de maduración de la opinión pública y de real participación política de los ciudadanos: un elemento en fin, normal y necesario de la cultura jurídica.

Para M. Dreier “La desobediencia civil no es un derecho fundamental, pero si una forma de ejercicio del mismo”.

C.Offe partiendo del concepto de legitimidad, afirma que “la desobediencia civil es la toma de conciencia llevada a la actuación de determinados grupos ante la falta de legitimidad del propio Estado actual que establece una identificación entre la representación política democrática y los intereses del sistema capitalista” .

Sobre la base de este análisis, cabe preguntarse ¿ La protesta radicalizada de las Asambleas Antimilitaristas de Insumisos del Estado Español puede causar asombro?.Más bien parece la concreción de un viejo descontento bastante generalizado; También la unión al grito de alarma de los científicos del mundo de los años 1954 y 1955 que por iniciativa de Bertran Rusell y Albert Einstein creían absolutamente imprescindible un cambio en la visión tradicional de la necesidad de la guerra como medio de resolver conflictos entre distintos países o de los propios países en caso de guerra civil.

A la vez que nuestras ideas iban progresando fuimos organizándonos como Asociación. En principio empezamos a reunirnos Eva y yo todas las semanas en la Plaza de Tirso de Molina, primero en la sede de I.U. o en C.N.T. y más tarde en el Club de Amigos de la UNESCO: C.A.U.N. Allí fueron llegando padres, sobre todo madres, amigos y personas que de alguna manera se sentían ligados al movimiento de insumisión. Cada uno de los insumisos contaba con un grupo de apoyo, que se auto inculpaba con él, declarándose inductores y por tanto solicitaban ser juzgados igualmente. Presentamos ante los juzgados multitud de auto inculpaciones, pero ninguna fue aceptada.

Durante este tiempo, encarcelaron a Pedro el hijo de Eva y Fausto. Es profesor y daba clases en un instituto de Moratalaz. Fueron a buscarle la policía militar mientras estaba en el aula y la gente del Instituto, alumnos y profesores unidos se opusieron a que se le llevara la policía que tuvo que marcharse sin conseguir su propósito. Días más tarde recibió una llamada comunicándole que su padre estaba en el hospital victima de un accidente. Pedro salió corriendo y al llegar al hospital la policía militar le estaba esperando y se lo llevó preso a la cárcel de Alcalá de Henares. ! Bonita manera de comportarse! ¿Es esto lo que se aprende en el ejército?; Además de enseñar el manejo de las armas para matar, por lo visto también les enseñan a actuar con engaño y cobardía. Menos mal que nuestros hijos tuvieron el coraje de enfrentarse a esta institución poniendo la vida en ello y no quisieron aprender estas practicas tan poco éticas.

Eva y Fausto escribieron muchas cartas de protesta, a la Casa Real, al Presidente del Gobierno a multitud de estamentos. Pero el poder de los militares es muy grande y las presiones tienen que venir del seno de la sociedad y del poder político que en ese momento quería aplicar a los insumisos el mayor de los castigos. A Pedro lo soltaron después de un tiempo , al estar en prisión preventiva y porque estaba en proceso la nueva ley del servicio militar que pasaba los sumarios de los insumisos al servicio militar a la competencia de los juzgados civiles.

Al poco tiempo Gloria se incorporó con nosotras y pasó a formar parte de la Asociación. Trabaja en la oficina del Defensor del Pueblo y venía de los grupos cristianos de Vallecas cercanos al Padre Llanos. Según nos contó, Llanos le enseñó mucho de lo que sabía. Su hijo José , insumiso , fue juzgado y condenado a cuatro meses de cárcel.
Mas tarde llegó Teresa que entonces era catequista en las Parroquias de su barrio en Carabanchel . Su hijo Álvaro, el insumiso estaba en ese momento con Médicos sin Fronteras en Somalia. Tuvo que venir ex profeso para el juicio. Le acompañaron como testigos gente de la O.N.G. de otros países que no entendían como se podía juzgar a una persona que voluntariamente estaba prestando un servicio con ellos. Por no realizar la P.S.S fue condenado también a cuatro meses de prisión.
Conocimos a Carmen en un encuentro en las escuelas de Entrevías.

Fuimos Teresa y yo a llevar la comida a los chavales y Carmen estaba allí. Pertenece de toda la vida a I.U. Su hijo, Manolo el Insumiso fue el primero en entrar en la prisión de Carabanchel, entonces en funcionamiento, condenado a dos años cuatro meses y un día.
Se da la paradoja que la juez que condenó a Manolo , llamó a Carmen para disculparse reconociendo que había sido un error aplicar la ley en este caso, afirmando que al ser el primer insumiso que juzgaba no había reflexionado lo suficiente. En el juicio siguiente , se ve que tuvo tiempo de pensarlo y absolvió al objetor juzgado. No recuerdo su nombre. En ese tiempo había juicios a objetores de conciencia insumisos todos los días.

Más tarde conocimos a Úrsula, cuando su hijo Ramón fue encarcelado en prisión preventiva en la cárcel militar de Alcalá de Henares , durante varios meses. Nos la presentaron las madres contra la droga, Sara y Carmen en una manifestación ante el Ministerio de Justicia en protesta por el trato que reciben los presos, en las cárceles. Úrsula estaba especialmente preocupada porque es alemana y no conocía a nadie cercano que le pudiera apoyar. Desde ese día pasó a formar parte de la Asociación. Eva y yo conocíamos desde hacía tiempo la prisión militar y pudimos al menos darle ánimos. Estas madres las nombro con especial cariño porque seguimos siendo amigas y nos vemos y hablamos de vez en cuando. Tantos años de lucha y tantas cosas compartidas crean una sólida amistad de por vida. Esperemos que los años no nos haga olvidar esta lucha que nos mantuvo vivas durante mucho tiempo.
Este fue el núcleo de nuestra Asociación, al que se fueron sumando para acciones puntuales otras personas, los maridos entre otras; Julio el marido de Teresa, Manolo sindicalista de toda la vida marido de Carmen, Fausto siempre estuvo, así como otros. Quiero recordar aquí a Sara de Majadahonda, la madre de Jabuti y de Noemí que estuvo con nosotras mucho tiempo, a Lola, a tantas otras madres que aparecían un tiempo y más tarde dejaban de venir, una vez pasado el juicio. Queca, otra de las madres que llegó a la Asociación, venía de la Parroquia del Perpetuo Socorro. Queca era la madre de Iñaqui Arredondo, el primer insumiso absuelto en Madrid por el juez Calvo, por motivos de conciencia que tuvo una gran repercusión en la prensa.

De la misma manera se fueron organizando las demás Asociaciones a nivel de todo el Estado. Realizábamos reuniones periódicas en las distintas ciudades, poniéndonos al día de cuanto ocurría a nivel de Comunidades. Celebramos varias Asambleas en el País Vasco, en Llodio, donde fueron Gloria y Carmen; En Bilbao y más tarde en Pamplona, donde se concentró el mayor número de insumisos encarcelados de toda España. También estuvimos en Barcelona, fuimos todas menos Eva que no pudo venir y estuvimos en casa de un padre que nos acompaño en los ratos libres a visitar la ciudad, se llamaba Alonso Brito. Allí conocimos al veterano Pepe Beunza, una gran persona. A Zaragoza, Cartagena, etc. A Granada fuimos en varias ocasiones, además de para celebrar la Asamblea Estatal.

Cuando se llevaron a Juan preso en prisión preventiva por orden del juez a la cárcel de Granada, bajamos con su compañera, y otros insumisos entre ellos Mariano y nos acogió Pablo en su casa, llevándonos a la cárcel por la mañana temprano. Como era conocido nos dejaron pasar y estuvimos recorriendo las dependencias de la prisión sin encontrarnos a nadie. Llegamos a una sala donde estaban las estanterías repletas de expedientes. Estábamos preguntándonos que extraño fenómeno era éste cuando apareció el Director de la prisión hecho un energúmeno mandándonos salir inmediatamente. Se ve que al ser día de fiesta y temprano tenían el recinto desguarecido. También es cierto que la prisión de Granada en esa época estaba en el centro de la ciudad. Vimos como las familias hablaban con los presos desde la calle, separados solamente por una tapia no muy alta, pues daba para tirar cosas hacia dentro. Posiblemente más humana que las construcciones actuales en descampados donde los presos se sienten aislados y olvidados, más si cabe.

A la hora de visita pudimos entrar Mariano y yo con su compañera, pero siempre a través del cristal con el vigilante que nos mando salir rápidamente, casi a empujones porque Juan se cayo al suelo. Nosotros fuimos a denunciar el hecho, aunque solo fuera por incordiar.
A la salida se había convocado una manifestación con la gente de Granada y Madrid para pedir la libertad de el insumiso preso. No estuvo Juan mucho tiempo, al estar preventivo.

En las Asambleas Estatales cada Asociación elaboraba un dossier , donde se ponía al día las ideas, además de los datos del proceso en el que se encontraban los insumisos y las acciones realizadas. Sería interminable relatar aquí los pormenores de cada documento y cada Asociación. Por esto nos limitaremos a plasmar un resumen del informe que nosotras elaboramos y que nos sirvió de guía. Eva fue la principal artífice del tríptico que adjuntamos, al ser más manejable podíamos repartir entre la gente:

LA INSUMISIÓN COMO NUEVA FORMA DE LUCHA DEMOCRÁTICA POR UN MEJOR ORDEN SOCIAL DEL MUNDO EN EL QUE DESAPAREZCA EL MILITARISMO Y CESEN LAS GUERRAS.

La Asociación de madres, padres y amigos de objetores de conciencia insumisos del Estado Español está formada por personas que ven en el antimilitarismo una vía para superar las relaciones de dominación que empobrecen a la inmensa mayoría de los habitantes de la tierra
El 80% de la riqueza del planeta es disfrutada sólo por el 20% de sus moradores . Las 2/3 partes de la población mundial están abocadas a la miseria; miles de millones de personas viviendo en situación límite, luchas fraticidas, movimientos migratorios provocados por el hambre. El comercio de armas y el mantenimiento de los conflictos principalmente en el Tercer Mundo contribuyen a sostener esta situación. Por esto se hace necesario eliminar las estructuras creadas para impedir la distribución equitativa de los recursos, que desembocan en las guerras que asolan este planeta. Es necesario que desaparezcan por tanto los ejércitos que las hacen posibles. Nuestra Asociación trabaja en esa dirección.

Comenta este artículo   Volver arriba

Nota: los comentarios ofensivos podrán ser eliminados según nuestros criterios de moderación

   

Comentarios


  • Insumisión. Una forma de vida: 6ª parte; "La Asociación de Madres, Padres y Amigos de Objetores de Conciencia Insumisos"

    22 de octubre de 2009, por Juan C

    Como se puede defender un Pais sin soldados en estos tiempos en que en cualquier momento podria haber tranquilamente una gerra sea como sea hay personas sumisas pues que se reserven su opinion sobre los militares ya que yo soy desertor del egercito concretamente la legion y eso me hase mas daño que sus hijos ser pasifistas en un mundo de lovos-@s...
    Diculpenme mi forma de pensar es que soy de Ceuta y de familia y amigos militares a un que ellos ya no me quieran a mi por desertar no por renegar...



Volver arriba
Volver a la página Principal
Ver comentarios
Spip Sitio desarrollado con SPIP v1.9.2 , un programa Open Source escrito en PHP bajo licencia GNU/GPL.
Licencia de Creative Commons Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons, mientras no se indique otra cosa.