En un océano de manipulación navegantes antimilitaristas se encuentran en una isla virtual de desobediencia, noviolencia y construcción de la Paz
Secciones
> Documental
  Talleres
  Historia del antimilitarismo
  Noviolencia
  Objeción de conciencia
  Recursos gráficos
  Recursos multimedia
  Teoría política
  Represión
  Medio Ambiente
  Mujeres y antimilitarismo
  Anticapitalismo
  Instituciones militares
  Varios
  Intervencionismo humanitario y misiones de paz
> Informativa
  Movimiento 15M
> Campañas
  Objeción Fiscal al Gasto Militar
  Desobedece a las guerras
  Contra la I+D Militar
  Comercio y producción de armas
  Juguete bélico
  Feminismo y antimilitarismo
  Locales
  Varios
  Banca
  Educación para la paz
  La guerra empieza aquí. Parémosla desde aquí
  Recortar lo militar
  Contrarreclutamiento
> Observatorio de conflictos
  Iraq
  Palestina
  Colombia
  EEUU
  Guerra y mujeres
  Infancia y guerra
  Varios
  Afganistán
  Libia
  Costa de Marfil
  Siria
  Mali
  Sáhara Occidental
  Ucrania
  Turquía
> Cajón de sastre
  Humor
  Creación
  Comentarios gráficos
  Contactos
  Varios
> Solidaridad entre los pueblos

Afganistán: Una semana de información en 412 de ocupación

Andrés Sal.lari, en Rebelión

Sección:Afganistán
Miércoles 9 de septiembre de 2009 0 comentario(s) 1184 visita(s)

Faltan 4 semanas para que la ocupación occidental de Afganistán cumpla 8 años (416 semanas).

En las siguientes líneas haremos un ejercicio de síntesis informativa y análisis sobre algunos aspectos de esa ocupación, utilizando como base cables de las agencias de noticias Prensa Latina, AFP y EFE correspondientes a la semana que abarca desde el domingo 30 de agosto al sábado 5 de septiembre del corriente año.

1- Las elecciones del 20 de agosto

El 20 de agosto se celebraron elecciones presidenciales en Afganistán, y parte de la prensa se apresuró a decretar el éxito de las mismas (http://www.rebelion.org/noticia.php...), debido a la necesidad de mostrar que la ocupación está haciendo bien su trabajo. Como podremos ver a continuación, esto está muy lejos de suceder. El lunes 31 de agosto leo una nota interesante de Murray Dobbin (Global Research – Rebelión), allí me voy a enterar de que en Afganistán están prohibidos los partidos políticos, que solo pueden presentarse candidatos a título personal.

Es un dato interesante, teniendo en cuenta que desde Washington se viene demonizando de manera sistemática a Cuba por tener un solo partido. Bien, en EEUU hay dos que siempre impulsan las mismas políticas guerreristas y no difieren en materia económica hacia lo interno (o sea que no existe una verdadera alternancia política); y cuando le impusieron la constitución política a la invadida Afganistán, le prohibieron la participación a los partidos, una verdadera lección de democracia de la que prácticamente no estamos autorizados ni a enterarnos.

Vean este cable de EFE, que es quien se había apurado a decretar el “éxito” de las elecciones del 20 de agosto.

Abdulá denuncia que hay colegios donde Karzai obtuvo el 100% de los votos.

Kabul, 5 sep (EFE).- El principal rival de Hamid Karzai en las elecciones presidenciales afganas, Abdulá Abdulá, alertó hoy sobre las sospechas de fraude en los comicios al denunciar la existencia de colegios en los que el actual presidente se hizo con el 100 por cien de los votos. «La Comisión Electoral (IEC) debería investigar los colegios en los que el 90 por ciento o más de los votos van a un solo candidato. Pero la IEC parece haber aceptado este resultado sin investigación», indicó por e-mail un responsable de su campaña, Alí Farhad. El siguiente despacho de Prensa Latina 6 días antes no era más alentador:

Kabul, 31 ago (PL) Las denuncias de fraudes masivos amenazan hoy la credibilidad de los resultados de las elecciones presidenciales y provinciales en Afganistán, que pueden ser anuladas por una comisión formada por la ONU, veladora de ese proceso del 20 de agosto. Esa cancelación de estos controvertidos comicios se encuentra en manos de la denominada Electorale Complaints Comisión, organismo formado con extranjeros nombrados por la ONU, facultada para aplicar esa medida si considera que existieron irregularidades en las manipulaciones de votos en las urnas.

Acerca de esa posibilidad, el portavoz de dicha entidad, Ahmad Muslim Khuram, explicó en rueda de prensa en Kabul que fueron tomadas en consideración dos mil 493 denuncias, entre ellas 567 de «Categoría A» (Alta prioridad), lo suficientemente serias para alterar el resultado de los escrutinios. El viernes esas denuncias sumaban 270. En sus declaraciones, Khuram precisó que por ahora las quejas son investigadas y que se debe aguardar por esas averiguaciones, que de comprobarse anularán automáticamente los comicios.

Hasta ahora no se conocen los resultados de las investigaciones, pero todo parece indicar que una anulación de las elecciones es una noticia que la ocupación no pudiera tolerar políticamente. De ocurrir no sería la confirmación de un fraude que a todas luces parece evidente, sino la demostración del quite definitivo del apoyo estadounidense al gobierno de Hamid Karzai.

Recordemos que según el autor Jack Warnock, Karzai fue impuesto a la conferencia de Bonn realizada en noviembre de 2001. Incluso los delegados escogidos cuidadosamente por EE.UU. se negaron a dar un solo voto para Karzai como presidente de la Administración Interina. La gran mayoría votó por Abdul Satar Sirat, “quien representaba a los afganos que querían una monarquía constitucional como la tenían bajo la Constitución de 1964. Las amenazas de EE.UU. de retirar todo financiamiento para el futuro gobierno llevaron a la conferencia a cambiar a regañadientes y a aceptar la elección de Karzai. Esos son los candidatos “democráticamente” elegidos que tiene Afganistán, Washington lo ha soportado pese a sus relaciones con el narcotráfico y a ser resistido por diversos sectores dentro de las propias administraciones estadounidenses. En la mencionada nota de Dubbin, señala que “no es fácil conseguir buenos dictadores”.

2- Fracaso militar

El último día de agosto Prensa Latina despacha lo siguiente:

El jefe de las tropas estadounidenses y de la OTAN, general Stanley McChrystal, reconoció hoy que el Pentágono está mal parado en Afganistán y urge modificar la estrategia de guerra. Según el comandante de los ejércitos de ocupación en la nación asiática, la situación bélica de Washington es similar a la de un «toro herido cargando contra un matador (torero)».

McChrystal explicó que, pese al reciente aumento de unidades aprobado por la Casa Blanca, el escenario estratégico empeora debido a la arremetida de los insurgentes talibanes y el descontento de la población.

En un comunicado enviado al Comando Central, el general consideró que las operaciones castrenses en Afganistán enfrentan una crisis de confianza y no tendrán éxito, si el Departamento de Defensa insiste en mantener la actual táctica.

McChrystal lidera a 100 mil soldados aliados, entre ellos 63 mil estadounidenses. Está previsto que para diciembre próximo las tropas aumenten en 10 mil elementos, cinco mil de ellos norteamericanos.

Y un día más tarde informa:

Un soldado estadounidense murió hoy por las heridas recibidas ayer y sumaron 48 los fallecidos de esa nacionalidad en agosto, la mayor cifra registrada desde la invasión a Afganisán el 7 de octubre de 2001.

Al día siguiente, miércoles 2 de septiembre, el Washington Post informa que los talibanes se convirtieron en un adversario mucho más potente en Afganistán, patentizado en sus nuevas técnicas de ataques, lo cual sorprendió al Pentágono.

Muchos oficiales estadounidenses y aliados estiman que se encuentran en una lucha contra el tiempo y ante un enemigo determinado, capaz de aprender de sus errores y de los cometidos por las fuerzas extranjeras, destaca el periódico.

En la misma nota, el conservador matutino de la capital estadounidense resalta que militares de alto rango del Pentágono expresaron optimismo sobre el futuro de la estrategia norteamericana, pero admitieron que “los talibanes están ganando el conflicto en el terreno y plano psicológico”.

El viernes de la misma semana, estos conceptos se refuerzan con nuevas informaciones:

Washington, 4 de sep (PL) Los mayores consejeros del presidente estadounidense, Barack Obama, difieren hoy en cuanto a la política a seguir en Afganistán en momentos en que el frente reclama nuevos soldados por el incremento de las operaciones insurgentes.

Según el diario The New York Times, los asesores en materia militar difieren en cuánto al número de militares que deben servir en la nación centroasiática, así como en el tipo de misión necesaria para pacificar la región.

Por la guerra, Obama se enfrenta a los mismos problemas que su antecesor Bush, lo demuestra la siguiente noticia:

El Departamento de Defensa extendió el despliegue de la 82 división aerotransportada en Afganistán, pese a las promesas del presidente Barack Obama de respetar la rotación de tropas, revelaron hoy medios de prensa.

La decisión marca el primer cambio en la amplitud de las giras desde que el ex presidente George W. Bush anunció en abril del pasado año su reducción ante la ola de críticas. Durante el gobierno de Bush, la mayoría de las unidades desplegadas en Afganistán e Irak se quedaron más tiempo del previsto por la carencia de tropas de relevo y la caída de reclutamiento.

Como se ve, las cosas no andan muy bien en el plano político militar. ¡Y se van a cumplir 8 años de la invasión que iba a salvar a la población afgana del brutal régimen talibán, que los mismos Estados Unidos habían inventado!

¿Un acto fallido revelador?

EFE resaltó la siguiente declaración el sábado 5 de septiembre: Hay unanimidad en cuanto al objetivo principal de reactivar y destruir a Al Qaeda, y borrarla como una amenaza a nuestra seguridad nacional, pero existen diversas opiniones sobre como lograrlo, reconoció el consejero presidencial David Axelrod.

Desde que se produjo la invasión a Afganistán, Estados Unidos declara que el objetivo es destruir a Al Qaeda, es un concepto burdo que nos pretende mostrar la necesidad de aniquilar militarmente a unas células terroristas que andan dispersas por Afganistán. El fenómeno talibán es mucho más complejo que esa barbaridad conceptual.

Pero el consejero presidencial (no sé si será un error en la traducción), nos dice que el objetivo principal es “reactivar y destruir a Al Qaeda”. Recordemos que fue EEUU quien financió la creación de Al Qaeda. Parece que (de nuevo, si no hubo error) ahora la quieren reactivar también. Esperemos que no sea un acto fallido, y Estados Unidos no esté jugando a retroalimentar y combatir a Al Qaeada para mantener con vida sus aventuras militares.

Las drogas

Kabul, 2 sep (PL) La reserva de opio afgano constituye una bomba de tiempo potencial para la humanidad y se calcula en más de 10 mil toneladas, advirtió hoy un informe de la ONU contra las Drogas y el Crimen (ONUDC). Según el comunicado, el cultivo y producción descendió desde 2007, cuando se llegó a la cifra récord de ocho mil 200 toneladas y cayó en ambos rubros seis por ciento 19 en 2008.

Los gobiernos deberían pensar dos veces en aliarse con Estados Unidos. Colombia es el principal productor de cocaína; y Afganistán se consolidó como el mayor productor de opio con el establecimiento de las tropas ocupantes.

Estas cifras ponen en serio cuestionamiento que Estados Unidos sea un país que combate el narcotráfico.

Y lo de pensar en aliarse es para Colombia, los afganos no pudieron pensar nada, simplemente los invadieron.

Daños colaterales

El viernes 4 se produjo una nueva masacre de civiles que desnudó una vez más las miserias de los asesinos que masacran, y la de los políticos que avalan esas operaciones. Repasemos algunas informaciones. Un ataque aéreo de la OTAN causó hoy más de 90 civiles afganos muertos, cuando dos bombas estallaron en camiones cisternas repletos de combustibles en la provincia sureña de Kunduz.

El ejército alemán, al mando de las operaciones militares de la Organización del Tratado de Atlántico Norte (OTAN), afirmó inicialmente que todas las víctimas eran insurgentes. Pero uno de sus portavoces en Berlín matizó diciendo que no estaban seguros de ello al “100%”. Los aviones de la OTAN, cumpliendo órdenes de un oficial alemán, bombardearon dos camiones cisterna con combustible destinado a las fuerzas internacionales.

Entre 200 y 250 personas estaban alrededor de la cisterna cuando se produjo el ataque, aseguró en Kabul el portavoz del ministerio de Salud, Farid Rahil. “¡Desgraciadamente! Un gran número de civiles resultaron muertos y heridos”, agregó.

Según los testigos y las primeras declaraciones de policías y de responsables de las autoridades locales, cientos de lugareños, entre ellos algunos niños, se habían amontonado junto al camión para recoger carburante, invitados por los talibanes que no lograban hacerlo avanzar.

“Los aldeanos se precipitaron con todos los bidones y botellas que podían llevar, afirmó Daud. Incluso algunos agricultores llevaron su tractor al lugar para llenar su depósito, añadió.

“Había entre 10 y 15 habitantes en el techo del cisterna y en el momento en que bombardearon, todos los que se encontraban murieron”, aseguró Daud.

En el hospital de Kunduz, la capital provincial, el corresponsal de la AFP vió ocho cuerpos calcinados. Los heridos eran trasladados en camillas mientras que seguían llegando sobrevivientes con quemaduras atroces. En Bruselas, el secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, prometió una investigación “inmediata y completa”.

La Casa Blanca dijo estar “muy preocupada” por la posibiliad de que hayan muertos civiles.

Gran Bretaña, país con más efectivos en el país después de Estados Unidos, reclamó investigaciones “urgentes” para no socavar la confianza de la población en la presencia internacional.

En el mismo sentido se pronunció Francia, que quiere que “se haga toda la luz”.

Todas estas informaciones y declaraciones se produjeron el mismo día de la masacre, pero un día después hubo nuevas reacciones, a las que podría aplicarse en viejo proverbio de “no aclares que oscurece”. Aquí se desnuda toda la hipocresía y algunas diferencias internas entre los masacradores.

Ministro alemán insiste en que no hubo víctimas civiles en el bombardeo

Berlín, 5 sep (EFE).- El ministro alemán de Defensa, Franz-Josef Jung, ha insistido en que no se produjeron víctimas civiles en el bombardeo de dos camiones cisterna por aviones aliados al sur de la localidad afgana de Kunduz, cuya explosión causó más de 50 muertos.

«Según todas las informaciones de que dispongo, en la operación ejecutada por un avión estadounidense murieron exclusivamente talibanes terroristas», afirma Jung en una entrevista adelantada hoy por el dominical alemán «Bild am Sonntag».

Pese a que las informaciones acerca de la realización de la masacre son contundentes (fotos incluidas) el gobierno alemán insiste en que sólo murieron “terroristas”.

Como la información (que Ud. pudo leer anteriormente) indicaba que la orden de ejecutar el ataque provino de un mando alemán, el ministro de Defensa se preocupó en aclarar que el avión que realizó la acción era estadounidense, como para deslindar algo de responsabilidad. En la misma semana que ocurrieron estos hechos, se cumplieron 60 años de la invasión de Alemania a Polonia, la que derivó en el inicio de la Segunda Guerra Mundial. En los actos conmemorativos, la canciller alemana Ángela Merkel pidió disculpas por el accionar de su país en ese entonces.

Pero eso pasó hace 60 años y arrepentirse de lo que hizo Adolf Hitler es muy fácil. ¿A los afganos quién les pide perdón?, y lo más importante, ¿no aprendieron nada? ¿por qué no dejan de masacrarlos? El ministro alemán ofreció otras declaraciones por las que, si existiera un mundo con un mínimo de racionalidad, debería ser juzgado y encarcelado. Las reprodujo EFE:

Jung subrayó que el bombardeo tuvo como fin proteger a las tropas alemanas que perseguían a los talibanes que se había apoderado de los dos camiones, que podían haber sido utilizados para la comisión de atentados.

Jung afirma además que las tropas alemanas no se encuentran en guerra en Afganistán y considera que «esa palabra no es la adecuada, ya que guerra significa destrucción. El Bundeswehr (ejército federal) se encuentra en Afganistán en misión estabilizadora que nada tiene que ver con la guerra».

Es una buena aclaración para los más de mil afganos que fueron asesinados este año en ataques similares. Se los pueden contar a sus familiares.

Censura

La Agencia Francesa de Prensa despachó lo siguiente el viernes 4:

El secretario de Defensa Robert Gates se declaró “escandalizado” por la decisión de la agencia de noticias Associated Press (AP) de difundir el viernes la foto de un soldado estadounidense herido de muerte en Afganistán, contra la voluntad de su familia.

Enterado de la intención de difundir la imagen en la que el rostro del soldado es parcialmente visible, Gates escribió al presidente de la agencia estadounidense de prensa, Thomas Curley, para pedirle que no lo hiciera.

Associated Press defendió el viernes su decisión redivulgar la fotografía “tras un largo debate interno” y luego de mostrar las imágenes a la familia del joven fallecido.

“Esta imagen forma parte de la historia de esta guerra”, defendió uno de los redactores en jefe de AP, John Daniszewski.

Ud. lee los diarios y mira en los informativos las noticias sobre Afganistán, siempre se informa sobre las bajas estadounidenses y de los demás países que ocupan este país. Pero las imágenes no llegan nunca, no se ven porque la gente no tiene que visualizar ese drama, cuando hay una excepción y trasciende una imagen, alcanza para que el secretario de Defensa de Estados Unidos se declare “escandalizado”. ¿Qué será más escandaloso, la aparición de una foto que evidencia un hecho que ocurre en una guerra, o la realización misma de la guerra, en la que entre otras cosas se bombardean (por errores que siempre serán investigados) casamientos o grupos de civiles recogiendo gasolina de un camión de la OTAN?

Estos gobernantes a los que los pueblos eligen alegremente (sobre todo en EEUU, pero como se ve, no sólo en EEUU) ya han asesinado por lo menos a 1 millón de iraquíes durante los últimos años.

En la Segunda Guerra Mundial murieron 60 millones por lo que es posible que con más esfuerzo puedan alcanzar una marca cercana. Mientras tanto, en los medios de comunicación seguimos descubriendo cuan totalitarios y peligrosos son para la democracia Hugo Chávez, Evo Morales y Rafael Correa, a los que no tengo registro de que se les pueda endilgar responsabilidad sobre ningún conflicto armado.

El concepto de socialismo o barbarie es viejo y hace mucho que pasó de moda. Lo que no ha perdido es actualidad.

http://andressallari.blogspot.com/

Comenta este artículo   Volver arriba

Nota: los comentarios ofensivos podrán ser eliminados según nuestros criterios de moderación

   
Volver a la página Principal
Ver comentarios
Spip Sitio desarrollado con SPIP v1.9.2 , un programa Open Source escrito en PHP bajo licencia GNU/GPL.
Licencia de Creative Commons Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons, mientras no se indique otra cosa.