casco insumissia fusil roto
x
casco insumissia fusil roto

Para ponerse en contacto con nosotr@s envíanos un email a noticias @ antimilitaristas.org.

Insumissia

 El ejército español abandona Kosovo cumplida su misión de ayudar a EEUU a segregarlo de Serbia

El ejército español abandona Kosovo cumplida su misión de ayudar a EEUU a segregarlo de Serbia

El ejército español arria su bandera y se retira de Kosovo en medio de grandilocuentes discursos de la ministra de la guerra Carmen Chacón: “esfuerzo ejemplar, ayudar a la gente bla,bla, bla…” Para realizar esta retirada han debido escenificar durante meses la puesta en escena del enfado de EEUU y las quejas de su embajador a causa este “abandono”. Nada más lejos de la realidad. Como si de una jugada de ajedrez se tratara, los militares ociosos que ya no hacen falta a la estrategia del imperio en los Balcanes, de una manera o de otra acabarán aumentando el contingente de sufridos guerreros occidentales que luchan y masacran a la población en Afganistán para que las multinacionales del petróleo, estadounidenses por cierto, puedan obtener el control de las rutas necesarias para transportar el crudo de Asia Central a los puertos paquistaníes del océano Índico.

Kosovo ha sido también una jugada geoestratégica muy bien calculada por los intereses económicos de EEUU. A lo largo de todo el conflicto de los Balcanes las largas manos de EEUU y en ocasiones también de la UE y de Rusia han azuzado odios étnicos y religiosos y han armado a unos y otros contendientes para poder disputar la codiciada presa del control estratégico y comercial de aquella zona del sudeste europeo. El caso de Kosovo fue la gran apuesta estadounidense. Tras eliminar el independentismo kosovar noviolento que encabezaba la desaparecida figura de Ibrahim Rugova, EEUU con ayuda de diferentes mafias albanesas creó, armó y financió una guerrilla independentista, la UCK (cuyo mafioso dirigente es ahora el primer presidente de la nación), la cual con sus acciones provocó la respuesta militar indiscriminada del ejército serbio, que a su vez abrió la puerta al desembarco de las tropas “pacificadoras” de la OTAN a favor de los independentistas albaneses. Una larga jugada y de gran habilidad.

Hoy EEUU ha cobrado la pieza, y al igual que sucede con Israel en Oriente Medio, el pequeño territorio que es Kosovo como estado ya independiente de facto con ayuda de las tropas extranjeras, viene a ser un enorme portaaviones estadounidense varado en mitad de los Balcanes y que actúa como foco de penetración de todos sus intereses. La bochornosa participación del ejército español en este sarao no es más que un acto de sumisión a los intereses de la gran potencia, como ya nos tienen acostumbrados nuestros sucesivos gobiernos, sean del Partido Popular o del PSOE.

Un miembro de Insumissia –que no un enviado especial, ya que carecemos de recursos para ello- ha tenido la ocasión de visitar recientemente tanto Kosovo como Albania. En el primero de los territorios ha podido asistir a la complicada situación en que vive actualmente la minoría serbia, cuyos templos (en el conflicto de los Balcanes los templos de las diferentes religiones eran considerados símbolos políticos y por ende objetivos militares) y personas viven bajo custodia policial y militar al no estar garantizada su seguridad. Por otra parte pudo asistir tanto en Kosovo como en Albania a la creciente presencia cultural e ideológica de EEUU cuyas banderas lo inundan todo. El símbolo de la OTAN y el slogan “Albania en la OTAN” aparece en la publicidad electoral de la mayoría de partidos políticos que optan al gobierno de esta atrasada nación. Fotos de Bill Clinton y Bush en los bares (en una pequeña localidad incluso pudo encontrar un bar llamado “George Bush”) terminan de ilustrar la escena. Por cierto que ni en Albania ni en Kosovo existe una sola autovía. Sin embargo se está construyendo una para enlazar Tirana con Prístina, la capital de Kosovo. Imaginamos perfectamente de donde sale el dinero para su construcción y adivinamos la intención de unir y vertebrar toda esta zona convertida en la palanca de penetración de EEUU en el sur de Europa.



Regresan los últimos desplazados en Kosovo

EFE. MADRID

La ministra de Defensa, Carmen Chacón, recibió ayer en la base de Getafe (Madrid) a los últimos 88 militares que quedaban en Kosovo y agradeció a toda la misión el esfuerzo y el valor con el que han contribuido a lograr "un entorno seguro" para la población civil de la zona.

Chacón dió la bienvenida a este último contingente de militares, acompañada de Eduardo Serra, que fue ministro de Defensa responsable del inicio de la operación hace diez años. En el transcurso del acto y tras recibir del jefe de la misión la última bandera española que ha ondeado en la base "España" de la localidad de Istok, bandera que la ministra anunció que será exhibida en el nuevo Museo del Ejército que se abrirá en Toledo, Chacón destacó el cambio de realidad que se ha producido en Kosovo y al que han colaborado los más de 22.000 soldados españoles que a lo largo de esta década han cumplido su trabajo "de manera ejemplar". Chacón se refirió al hecho de que España no apoye la independencia de Kosovo, pero les dijo a los soldados que no fueron para "trazar fronteras" sino "a dar estabilidad y paz" a la zona.

Diario Información

  • 20 de septiembre de 2009 19:10, por Crates enormeburgués

    Sobre la suerte de Ibrahim Rugova, la cabeza visible del "eliminado independentismo kosovar noviolento", aparecen datos -pienso yo- bastante imparciales, y en todo caso con sesgo favorable al personaje, en la biografía elaborada por el CIDOB: aquí

    Mi impresión ante casos como éste, leído lo del CIDOB, es que la noviolencia es poco compatible con ideologías pequeño burguesas como el independentismo escisionista.

Alternativa Antimilitarista - Moc
Administración