En un océano de manipulación navegantes antimilitaristas se encuentran en una isla virtual de desobediencia, noviolencia y construcción de la Paz
Secciones
> Informativa
  Movimiento 15M
> Campañas
  Objeción Fiscal al Gasto Militar
  Desobedece a las guerras
  Contra la I+D Militar
  Comercio y producción de armas
  Juguete bélico
  Feminismo y antimilitarismo
  Locales
  Varios
  Banca
  Educación para la paz
  La guerra empieza aquí. Parémosla desde aquí
  Recortar lo militar
  Contrarreclutamiento
> Observatorio de conflictos
  Iraq
  Palestina
  Colombia
  EEUU
  Guerra y mujeres
  Infancia y guerra
  Varios
  Afganistán
  Libia
  Costa de Marfil
  Siria
  Mali
  Sáhara Occidental
  Ucrania
  Turquía
> Documental
  Talleres
  Historia del antimilitarismo
  Noviolencia
  Objeción de conciencia
  Recursos gráficos
  Recursos multimedia
  Teoría política
  Represión
  Medio Ambiente
  Mujeres y antimilitarismo
  Anticapitalismo
  Instituciones militares
  Varios
  Intervencionismo humanitario y misiones de paz
> Cajón de sastre
  Humor
  Creación
  Comentarios gráficos
  Contactos
  Varios
> Solidaridad entre los pueblos

Las preguntas del padre del capitán Guitard

Muchos misterios en torno al "accidente" del Cougar en Afganistán

Sección:Instituciones militares
Lunes 28 de diciembre de 2009 0 comentario(s) 999 visita(s)


8 preguntas

1. ¿Por qué tiene tanto empeño en quitarle el honor a mi hijo, de haber dado la vida luchando por España contra los talibanes?

2. ¿Por qué sabe que quién pilotaba era mi hijo, cuando personal del segundo helicóptero me han comentado que quien pilotaba era el brigada Morales?

3. ¿Cómo es que no se sabía que habían reivindicado los talibanes el atentado?

4. ¿Por qué se destruyen cerca de 600 casquillos sin percutir, con el argumento de que son peligrosos, cuando puede ser una prueba concluyente de un posible intercambio de fuego? ¿Se puede considerar destrucción de pruebas? ¿Cómo sabemos si están percutidos o no?

5. ¿Por qué de todos estos proyectiles sin percutir ninguno impactó en los cuerpos?

6. ¿Por qué no se han investigado las conclusiones que dicen que el aparato, por la posición y el estado de los cadáveres, se partió en el aire?

7. ¿Se ha investigado lo que dice la Guardia Civil de que no ha recibido todo el helicóptero? ¿Dónde está el resto?

8. ¿Por qué no se permite que vuelvan a declarar personas que ya lo han hecho anteriormente? ¿Qué miedo tiene?


PALOMA CERVILLA | MADRID

El 28 de julio de 2008, Eduardo Guitard, padre del capitán David Guitard, fallecido el 16 de agosto de 2005 en el siniestro del helicóptero Cougar en Afganistán, rompía por primera vez su silencio en ABC y denunciaba que «el Gobierno no ha dicho la verdad sobre lo que sucedió y se ha querido ocultar.Ha habido ocultación y obstrucción». En aquel momento, el juez militar que instruía la causa para saber si finalmente fue un ataque talibán lo que hizo caer el helicóptero o un accidente, archivó la causa y descartó el ataque. Ha pasado un año y medio de aquella entrevista en exclusiva y la situación ha dado un vuelco.

Triunfos parciales

En septiembre de 2008, el Juzgado Militar Territorial Primero de Madrid dictó un auto ordenando la reapertura de la causa, estimando así el recurso de Eduardo Guitard. Este padre coraje había advertido sobre los «numerosos obstáculos» que había encontrado para acceder a la causa y la justicia le dio la razón. El juez que ordenó reabrir el caso reconoció que la resolución por la que se archivó la causa «vulnera su derecho fundamental a la defensa».

Pero sus triunfos parciales para buscar la verdad no se quedan ahí, el 23 de noviembre un auto del tribunal militar que reabrió la causa ha citado a declarar al ex ministro de Defensa en el momento del siniestro, José Bono, aunque su comparecencia estará limitada a unos datos que presentó ante el Congreso el 7 de febrero de 2006 y que no están en el sumario. Para Guitard, la comparecencia de Bono es importante, ya que, «si en el caso del Yakolev fue a declarar personalmente es de justicia que ahora lo haga de la misma forma y, con más razón si cabe, ya que fue el máximo responsable en su día» y recuerda unas declaraciones de Bono sobre el accidente: «Lo que hice fue averiguar la verdad que, cuando llegué al Ministerio había sido ocultada. Y lo hice porque me lo pidieron las familias de los que habían muerto. Lo que he hecho y volvería a hacer es ayudar a los familiares a conocer la verdad». Pues esta verdad, a la que se refiere Bono, «es la que queremos que nos diga, y ahora tiene la oportunidad», le advierte Guitard.

No será el padre del piloto fallecido el responsable de hacer el interrogatorio, pero él sí sabe qué preguntas le haría a Bono, después de leer las miles de páginas del del sumario y de hablar con los compañeros de su hijo en el momento del siniestro. Él ha redactado ya sus preguntas, en las que están algunas claves que pueden explicar lo que sucedió, y que hoy cuenta en ABC.

No confía en que Bono conteste porque «no se ha intentado investigar y averiguar la verdad. Las familias del Yak tenían derecho a conocer toda la verdad, y las del Cougar, por lo que se ha visto, no». Él no claudicará en su empeño por buscar la verdad y está convencido de que el ex ministro no se afana en buscar esta verdad.

Diario ABC

Comenta este artículo   Volver arriba

Nota: los comentarios ofensivos podrán ser eliminados según nuestros criterios de moderación

   
Volver a la página Principal
Ver comentarios
Spip Sitio desarrollado con SPIP v1.9.2 , un programa Open Source escrito en PHP bajo licencia GNU/GPL.
Licencia de Creative Commons Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons, mientras no se indique otra cosa.