casco insumissia fusil roto

Hoy, 30 de septiembre, se cumplen 10 años de la muerte del niño palestino Mohamed al-Durrah por disparos de un francotirador del ejército israelí

Mohamed al Durrah: in memoriam

Mohamed al Durrah: in memoriam

Por Agustín Velloso

Ha habido miles de víctimas palestinas a manos de sionistas como este pequeño de 12 años, algunos más jóvenes (incluso en el vientre de su madre), algunos más viejos (incluso en la cama), y todos merecen un recuerdo.

Sin embargo, la muerte de al-Durrah, que tuvo lugar el segundo día de la Segunda Intifada, puede ser vista hoy, en tiempos de conversaciones de paz de sí pero no y sin nuevas intifadas, como el epítome de la situación palestina diez años después de ocurrida.

No importa cuántas conversaciones similares se celebran, cuál es la “contribución” de la comunidad internacional a la solución del conflicto de Oriente Medio, lo que dice la Autoridad Palestina en Ramallah, porque el Sionismo seguirá matando, mutilando, destruyendo, robando… en suma, practicando el genocidio a cámara lenta en Gaza y la limpieza étnica en Cisjordania con todos los medios a su alcance.

¿A cuántos al-Durrahs les espera el destino de aquél en los próximos 10 años?

Desde el comienzo de la Segunda Intifada en septiembre de 2000 hasta este septiembre que hoy termina, Israel ha matado a 1859, mil ochocientos cincuenta y nueve niños menores de 18 años.

Incluso si la cifra es de varios millares más en el porvenir, las víctimas sólo serán recordadas por sus seres queridos. El resto, si llegan a enterarse, sabrán únicamente lo que les cuenten las wikipedias del momento y el resto de medios pro-sionistas e imperialistas.

Lo que llaman “el incidente de "Mohamed al-Durrah", que “resultó atrapado en medio del fuego cruzado entre soldados israelíes y las fuerzas de seguridad palestinas”, que disculpan al ejército de Israel: "una investigación del ejército israelí de octubre de 2000 concluyó que éste probablemente no había disparado a al-Durrah", o mejor aún: "la escena había sido montada por manifestantes palestinos", por no hablar de que "las comunidades judías e israelíes han declarado que las alegaciones palestinas son un libelo actualizado, la antigua asociación antisemita de los judíos y el sacrificio de niños".

Gracias a la amistad estadounidense, Israel echa así sal a la herida.

Esperemos que la resistencia dé la vuelta a la tortilla antes de que esta situación se prolongue por otros diez años más.

Carlos Latuff


Fuente: Tlaxcala

Fecha de publicación del artículo original: 30/09/2010

Nota: los comentarios ofensivos podrán ser eliminados según nuestros criterios de moderación

Alternativa Antimilitarista - moc
Administración