En un océano de manipulación navegantes antimilitaristas se encuentran en una isla virtual de desobediencia, noviolencia y construcción de la Paz
Secciones
> Campañas
  Objeción Fiscal al Gasto Militar
  Desobedece a las guerras
  Contra la I+D Militar
  Comercio y producción de armas
  Juguete bélico
  Feminismo y antimilitarismo
  Locales
  Varios
  Banca
  Educación para la paz
  La guerra empieza aquí. Parémosla desde aquí
  Recortar lo militar
  Contrarreclutamiento
> Informativa
  Movimiento 15M
> Observatorio de conflictos
  Iraq
  Palestina
  Colombia
  EEUU
  Guerra y mujeres
  Infancia y guerra
  Varios
  Afganistán
  Libia
  Costa de Marfil
  Siria
  Mali
  Sáhara Occidental
  Ucrania
  Turquía
> Documental
  Talleres
  Historia del antimilitarismo
  Noviolencia
  Objeción de conciencia
  Recursos gráficos
  Recursos multimedia
  Teoría política
  Represión
  Medio Ambiente
  Mujeres y antimilitarismo
  Anticapitalismo
  Instituciones militares
  Varios
  Intervencionismo humanitario y misiones de paz
> Cajón de sastre
  Humor
  Creación
  Comentarios gráficos
  Contactos
  Varios
> Solidaridad entre los pueblos

Un tapiz humano rechaza en la acampada de Zaragoza la complicidad de l@s polític@s locales con la guerra en Libia

La recalificación del solar de Instalaza, fabricante de las bombas de racimo vendidas a Gadafi, en el origen de la protesta

Sección:Libia
Viernes 20 de mayo de 2011 6 comentario(s) 3102 visita(s)

Texto de la convocatoria:

La empresa de armamento Instalaza, con fábrica en Zaragoza, ha estado en el centro de una polémica internacional por el supuesto uso de las bombas de racimo (modelo MAT-120), que la empresa vendió al régimen de Gadafi, en el bombardeo de la ciudad libia de Misrasta. Aunque la Convención sobre Municiones en Racimo, nunca subscrita por Libia, prohíbe ese tipo de armamento desde 2008, Instalaza logró tres permisos del gobierno español para la venta de bombas de racimo a ese país en 2007 por valor de 3,83 millones de euros, que hizo efectiva en 2008.

Hasta el año 2007, era el Código de Conducta de la UE el que explicitaba los 8 criterios para no autorizar ventas de armas en función de la situación del país de destino: cuando existe conflicto armado, violaciones de los derechos humanos o del Derecho Internacional Humanitario, riesgo de represión interna o de agravar tensiones existentes, riesgo de desvío a otros destinatarios o países que no sean los autorizados, etc. Dada la naturaleza del régimen libio, es más que dudoso que cumpliera estos requisitos. Todo parece indicar que, incluso desde el punto de vista legal, ya entonces no debería haberse autorizado la venta de este ni de ningún otro tipo de armamento al régimen dictatorial de Gadafi. Sin embargo, nadie parece plantearse sentar en el banquillo de los acusados del Tribunal Penal Internacional al gobierno español, como pretenden hacer ahora con el dirigente libio, ni nadie, por ejemplo, se acuerda de la munición con uranio empobrecido que ha arrojado la OTAN sobre las ciudades libias que también bombardea.

Ahora, el Ayuntamiento de Zaragoza, con los votos de PSOE, PP y PAR, ha aprobado una recalificación de la parcela que ocupa Instalaza en la calle Monreal, en pleno Casco Histórico, permitiéndole duplicar la edificabilidad máxima que admite el PGOU para que, con los beneficios inmobiliarios generados para la empresa, estimados entre 11 y 12 millones de euros, acceda a sacar las instalaciones del centro de la ciudad. Existe una escandalosa coincidencia de cifras entre lo estimado de beneficio mínimo por este «pelotazo» urbanístico, y las pérdidas de 11 millones de euros que alega la empresa haber sufrido en investigación, desarrollo, e inversión en maquinaria para la fabricación de las MAT-120, que se han ido por el desagüe de la prohibición internacional, y que, al parecer, habrían puesto a la empresa en quiebra técnica. Una quiebra que está eludiendo de momento gracias al resto de su catálogo de armamento, mientras otras empresas de armas españolas ven también frustradas sus programadas ventas a Libia.

Finalmente, también hay que denunciar que Instalaza, en el colmo de la rapiña de esta impresentable calaña empresarial, ha esperado a asegurarse el regalo institucional de la recalificación para hacer pública su reclamación de 40 millones más al gobierno central por “daño emergente y lucro cesante”, después de que España decidiera prohibir las bombas de racimo, en lo que, sin embargo, más bien parece ser un claro acuerdo entre las empresas de armamento afectadas por la prohibición internacional, y el gobierno español, que, una vez más, costearán nuestros impuestos.

NO AL COMERCIO DE ARMAS.

NO A LA RECALIFICACIÓN DE INSTALAZA SIN EXIGENCIA DE CONVERSIÓN A UNA PRODUCCIÓN DE FINES ESTRICTAMENTE CIVILES.

NO A LA GUERRA. ¡DEJAD QUE LOS PUEBLOS DECIDAN!


Relacionada:

El injustificable plan «B» para la fábrica de las bombas de racimo vendidas a Gadafi

PDF - 143.6 KB
Cartel DINA3

Comenta este artículo   Volver arriba

Nota: los comentarios ofensivos podrán ser eliminados según nuestros criterios de moderación

   

Comentarios


  • Un tapiz humano gigante en forma de bomba rechazará en Zaragoza la complicidad de l@s polític@s locales con la guerra en Libia

    20 de mayo de 2011, por Pablo

    Una iniciativa estupenda. Que salga todomuy bien y que el mensaje llegue a mucha gente.


    • Un tapiz humano gigante en forma de bomba rechazará en Zaragoza la complicidad de l@s polític@s locales con la guerra en Libia

      26 de mayo de 2011, por Pablo

      Veo la actualización y que se llevó a cabo. Enhorabuena. Poco a poco podemos ir concienciando a la gente de que si nos unimos y esforzamos de verdad podemos cambiar muchas cosas.


  • Un tapiz humano gigante en forma de bomba rechazará en Zaragoza la complicidad de l@s polític@s locales con la guerra en Libia

    20 de mayo de 2011

    Blogs de información sobre Libia:

    Leonor en Libia

    Rolando Segura teleSur

    ¡Pásalos!



  • Un tapiz humano gigante en forma de bomba rechazará en Zaragoza la complicidad de l@s polític@s locales con la guerra en Libia

    21 de mayo de 2011, por Jesús

    Información amplia procedente de distintas fuentes, en insumissia, con búsqueda por la palabra Libiao en la propia sección «Libia»


  • Un tapiz humano rechaza en la acampada de Zaragoza la complicidad de l@s polític@s locales con la guerra en Libia

    3 de junio de 2011, por  hotmail.es">JuanPi

    Me ha parecido sensacional vuestra iniciativa en contra de la complicidad de los políticos locales en la guerra de Libia, pero esto esta en esferas mucho más elevadas, muchos de los bancos españoles financian armas y bombas de racimo utilizadas en este y otros conflictos, podéis echarle un vistazo a esta campaña http://www.bancalimpia.com Somos clientes, No cómplices



    • Un tapiz humano rechaza en la acampada de Zaragoza la complicidad de l@s polític@s locales con la guerra en Libia

      7 de junio de 2011, por mambru

      Es probable que te haya pasado desapercibido el link a la noticia relacionada que figura al final del artículo, antes del cartel en PDF:

      El injustificable plan «B» para la fábrica de las bombas de racimo vendidas a Gadafi

      Ahí verás que se trata este tema y multitud de aspectos más realcionados con la empresa. En la alegación que presentamos el colectivo Mambrú en el ayuntamiento el mismo día de esta iniciativa mencionamos, por cierto, que el terreno está, para más inri, hipotecado.



Volver arriba
Volver a la página Principal
Ver comentarios
Spip Sitio desarrollado con SPIP v1.9.2 , un programa Open Source escrito en PHP bajo licencia GNU/GPL.
Licencia de Creative Commons Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons, mientras no se indique otra cosa.