casco insumissia fusil roto
x
casco insumissia fusil roto

Para ponerse en contacto con nosotr@s envíanos un email a noticias @ antimilitaristas.org.

Cruces, Barakaldo. Sábado, 2 de Junio de 2012

Acción antimilitarista contra los recortes en Sanidad

Acción antimilitarista contra los recortes en Sanidad

Esta mañana el grupo antimilitarista KEM-MOC se ha concentrado en la plaza del Hospital de Cruces (Barakaldo) para denunciar los recortes que sufren los presupuestos en asuntos sociales como la Sanidad, mientras que el gasto militar en el Estado español sigue siendo desorbitado.

En esta concentración, un gran comecocos militar ha simulado devorar los presupuestos de la sanidad pública, caracterizados como un fantasma del famoso videojuego. Mientras tanto, los miembros del colectivo antimilitarista han repartido folletos explicativos de la acción a las personas que circulaban por el lugar.

Desaparición de derechos

Con la excusa de la crisis causada por la especulación financiera, y que tiene como efectos más directos la destrucción de millones de puestos de trabajo y el crecimiento hasta niveles altísimos del número de personas en situación de pobreza y riesgo de exclusión, los poderes políticos y económicos están aprovechando para hacer desaparecer los derechos y conquistas sociales, económicas y laborales obtenidas por la sociedad a lo largo de años de lucha.

Así, el pasado 17 de mayo el Congreso aprobaba un recorte en Sanidad para este año de más de 7.000 millones de euros. Las consecuencias más evidentes de este recorte van a ser el descenso en la calidad de la atención sanitaria, el incremento de las listas de espera, la introducción del copago farmacéutico para sectores que hasta ahora no pagaban las medicinas (como es el caso de las personas pensionistas) o la retirada de la atención sanitaria a las personas inmigrantes que conviven con nosotros y están en situación irregular.

Gasto militar continuado

Este recorte en sanidad (así como los que se han producido en educación o servicios sociales) resulta especialmente sangrante al observar que las partidas destinadas al gasto militar no han sufrido apenas las consecuencias de la crisis (ascienden en 2012 a 18.000 millones de euros), o que el ejército sigue manteniendo la previsión de adquirir tanques, aviones de combate o buques de guerra por valor de más 32.000 millones de euros (una cantidad superior al total de los recortes aplicados por el gobierno de Rajoy desde el comienzo de su legislatura).

Si el gasto militar resulta siempre rechazable por las consecuencias humanas, sociales económicas, medioambientales y éticas que tiene, lo es aún más en una situación en que estas partidas presupuestarias para preparar la guerra se consiguen a costa de reducir o eliminar servicios como la sanidad y de provocar así un aumento de las desigualdades.

GASTOS MILITARES PARA NECESIDADES SOCIALES

NI UN HOMBRE, NI UNA MUJER NI UN EURO PARA LA GUERRA

Vídeo de la acción:

Entrevista en Tas-Tas Irratia:

Alternativa Antimilitarista - Moc
Administración