En un océano de manipulación navegantes antimilitaristas se encuentran en una isla virtual de desobediencia, noviolencia y construcción de la Paz
Secciones
> Observatorio de conflictos
  Iraq
  Palestina
  Colombia
  EEUU
  Guerra y mujeres
  Infancia y guerra
  Varios
  Afganistán
  Libia
  Costa de Marfil
  Siria
  Mali
  Sáhara Occidental
  Ucrania
  Turquía
> Campañas
  Objeción Fiscal al Gasto Militar
  Desobedece a las guerras
  Contra la I+D Militar
  Comercio y producción de armas
  Juguete bélico
  Feminismo y antimilitarismo
  Locales
  Varios
  Banca
  Educación para la paz
  La guerra empieza aquí. Parémosla desde aquí
  Recortar lo militar
  Contrarreclutamiento
> Documental
  Talleres
  Historia del antimilitarismo
  Noviolencia
  Objeción de conciencia
  Recursos gráficos
  Recursos multimedia
  Teoría política
  Represión
  Medio Ambiente
  Mujeres y antimilitarismo
  Anticapitalismo
  Instituciones militares
  Varios
  Intervencionismo humanitario y misiones de paz
> Informativa
  Movimiento 15M
> Cajón de sastre
  Humor
  Creación
  Comentarios gráficos
  Contactos
  Varios
> Solidaridad entre los pueblos

Efectos de las bombas atómicas de Hiroshima y Nagasaki, 59 años después

Correo Tortuga - Asociación de Medicinas Complementarias - Boletín Armas Contra las Guerras

Sección:Medio Ambiente
Lunes 9 de agosto de 2004 1 comentario(s) 41482 visita(s)

Boletín armas contra las guerras nº 50

La Historia Oficial que justifica su utilización para "ganar la guerra y ahorrar vidas" es una falsificación más de la Historia como hemos explicado documentadamente desde hace años. (**) A. Embid

En unos luminosos días de verano como los de hoy, hace 59 años, el 7 y el de agosto los EEUU perpetraban uno de sus numerosos crímenes de guerra y contra la humanidad haciendo explotar dos bombas nucleares sobre poblaciones civiles, desencadenando el horror.

Recordemos que Nagasaki ni siquiera era un objetivo inicial pero el cielo estaba cubierto en el otro objetivo y había que probar las dos bombas a toda costa.

Esta utilización terrorista de armas de destrucción masiva radiactivas tiene el agravante de ser doblemente criminal, ya que Japón había presentado su rendición incondicional DOS MESES ANTES y que el máximo responsable del Pentágono había reconocido que la guerra estaba ganada en cuestión de semanas y prácticamente había acabado (*).

La Historia Oficial que justifica su utilización para "ganar la guerra y ahorrar vidas" es una falsificación más de la Historia como hemos explicado documentadamente desde hace años.

Las víctimas (hibakushas) siguen padeciendo, ellas mismas, y en sus generaciones futuras los efectos de la contaminación.

Este crimen de guerra y contra la humanidad inició una siniestra cascada de pruebas nucleares y la proliferación de la industria nuclear cínicamente autodenominada «átomos para la paz».

Este nombre se creó para servir de coartada al lobby militar-industrial, fabricante de las nuevas armas de «uranio empobrecido». Además de no tener nada que ver con la paz, con este término el citado lobby encubre sus interesadas guerras radiactivas.

Las consecuencias de esta locura de los poderosos afectarán a la salud humana y a toda la vida en el planeta para siempre.

Cronología de la tragedia que no nos han contado.

La utilización de las bombas atómicas era innecesaria y constituye un crimen contra la humanidad no reconocido.

Tras el criminal bombardeo de la población civil de Tokio con bombas del primer NAPALM (que luego fueron perfeccionadas por los científicos de la Down chemical para utilizarlas en Vietnam), la ciudad quedó arrasada. Tokio tenia construcciones de madera mayoritariamente que fueron incineradas.

El máximo responsable del Pentágono en la zona, el general Mc. Arthur advierte a los EEUU que los japoneses están agotados, que el emperador del Japón quiere firmar un armisticio y que el golpe de gracia podría darse en un plazo de semanas mediante armas convencionales.

En junio de 1945, al día siguiente de la caída de Okinawa, el emperador japonés pide al gobierno soviético que reciba al príncipe Konoye en Moscú para aceptar una rendición incondicional. El gobierno de Japón envía comunicados a los EEUU en el mismo sentido.

El 5 de agosto de 1945 la guerra estaba a punto de terminarse en Japón a pesar de la lentitud diplomática de los soviéticos y de los norteamericanos para responder a la oferta nipona de rendición.

A pesar de que el Japón está al borde de la rendición y que para ganar la guerra no es de ningún modo necesario utilizar la bomba, Estados Unidos tira dos tipos de bombas atómicas en Agosto.

Hay dos motivos claros que justifican este comportamiento criminal innecesario para ganar una guerra que ya estaba ganada. Por una parte probar las nuevas armas que habían costado un ojo de la cara en el proyecto Manhatan ¿Por qué si no utilizar dos bombas ? y en segundo lugar amenazar a sus aliados rusos y al resto del mundo.

6 Agosto. Hiroshima (U235). 200.000 víctimas, 160.000 supervivientes contaminados.

El 8 de agosto de 1945 Rusia declara la guerra a Japón conforme a lo acordado en las conversaciones internacionales previas con los aliados. Resaltemos que las cumplió ***.

9 Agosto. Nagasaki (Plutonio). 20 kilotones.

El fuego nuclear perpetrado el día 6 y el día 9 de agosto sobre poblaciones civiles, esencialmente de Hiroshima y Nagasaki, y sin ninguna razón aceptable es un crimen contra la Humanidad. Es una infracción a la declaración de La Haya de 1899, a varios tratados internacionales y al protocolo de Ginebra de 1925.

De las 300.000 personas expuestas, 45.000 murieron el primer día, 130.000 fueron heridas 43.000 de forma grave.

El 1 de septiembre ya había 70.000 muertos, 140.000 al final de 1945 y 200.000 al final de 1950.

Durante las dos primeras semanas los decesos se debían principalmente a heridas y traumatismos. Después los médicos constataron que numerosas personas morían independientemente de las heridas y de las quemaduras. Comprendieron bastante lentamente que se encontraban enfrentados a un nuevo tipo de enfermedad, a saber, la enfermedad de la nueva bomba o mal atómico.

Uno de los primeros índices del mal atómico o enfermedad de los rayos se manifestó por el deceso de los quemados que normalmente deberían haberse curado. A partir del día siguiente de la explosión el 50% de los decesos fueron causados por el efecto de las quemaduras. Los otros decesos encontraban su origen en el impacto de las radiaciones ionizantes alfa, beta y gamma y neutrones que transforman los átomos en iones o partículas cargadas eléctricamente. Estas radiaciones desencadenan las muertes de las células o su cancerización. Las radiaciones actuaban sobre los tejidos cuyos efectos se veían amplificados en casos de quemaduras por un efecto sinérgico.

Las radiaciones ionizantes son emitidas principalmente en el momento de la explosión y en el curso de las primeras 24 horas cuando caen las partículas de polvo radiactivo. Están representadas por rayos gamma y neutrones rápidos. Son muy penetrantes y por tanto responsables de lesiones celulares que aparecen principalmente en el momento de la división, durante la cual los cromosomas son especialmente vulnerables. Resultan de ello dos tipos de síntomas para los irradiados que han recibido dosis de radiación más o menos aceptables, es decir que no provocan muerte segura en las horas que siguen a la exposición.

La forma gastrointestinal afecta especialmente a las células del epitelio del tubo digestivo donde las divisiones son frecuentes, se manifiestan principalmente durante las dos primeras semanas y se acompaña de diarrea, de deshidratación con riesgo de septicemia dada la degradación de la membrana intestinal.

La forma medular concierne a la médula roja ósea donde se efectúa la multiplicación de los glóbulos rojos y blancos y de las plaquetas. Se manifiesta principalmente durante la segunda y la tercera semana en dosis menos fuertes. De ello resulta que el irradiado que ha escapado a la muerte por quemaduras corre el riesgo después de una muerte por agotamiento y septicemia (forma gastrointestinal) y una semana después un deceso por destrucción de los glóbulos blancos y por lo tanto del sistema inmunitario. Estas dos formas enfermedad de los rayos actuando en sinergia con las quemaduras fueron responsables de numerosos decesos durante los meses de agosto y septiembre pero también más allá de esta fecha dada la ausencia de infraestructuras médicas para tratarlos correctamente.

A las 8:15 se tiró la bomba de Hiroshima. El flash radiactivo cegador de luz fue seguido inmediatamente de la onda térmica que llegó a cerca de 3000º C durante un breve espacio de tiempo a aproximadamente mil metros del punto cero.

En un radio de 500 metros pura y simplemente todo se incineró mientras que la ciudad fue completamente arrasada en una superficie de 30 km2. La ciudad desapareció. Sobre 78.000 casas y construcciones, 70.000 fueron dañadas y 48.000 totalmente destruidas.

En Hiroshima cerca del 90% de las infraestructuras médicas quedaron fuera de servicio y la mortalidad era cinco veces más elevada que después del bombardeo de Tokio. Bajo el efecto de las radiaciones ionizantes las mortalidad iba a continuar creciendo durante decenas de años. Aún hoy 50 años después de la tragedia hay mujeres que tienen cáncer de mama tras los efectos de las radiaciones ionizantes liberadas en Hiroshima y Nagasaki (los porcentajes revelados en Hiroshima son más elevados que en las regiones vecinas).

¿Por qué el sacrificio de 200.000 víctimas en Hiroshima y otras 100.000 víctimas de Nagasaki, y de los más de 500.000 cánceres causados por los ensayos nucleares?

¿No podrían contribuir a hacer reconocer que el arma nuclear es ilegal por la corte internacional de justicia de La Haya?.

El 14 de agosto de 1945 tras el bombardeo de la ciudad de Honshu el emperador de Japón aceptó finalmente la proposición americana, que implicaba la capitulación.

Durante el retorno de los diplomáticos de Tokio el jefe de los servicios de salud norteamericano tuvo el cinismo de declarar que los efectos radiológicos de la bomba desaparecían después de 24 horas. !!!

En realidad duran para siempre y no se pueden eliminar.

Pierre Pierart concluye en su libro «De Hiroshima a Nagasaki»:
" El precio de la bomba fue detener la expansión del Ejército Rojo en Manchuria y en Corea y demostrar la hegemonía americana. Son las razones esenciales que han conducido al empleo de la nueva arma nuclear con el desprecio de las reglas del derecho internacional

(...)

El holocausto de Hiroshima y de Nagasaki fue perpetrado para utilizar un ingenio que había costado los ojos de la cara y para poner fin a la guerra muy rápidamente a fin de detener a Rusia en su expansión en Extremo Oriente. La bomba originalmente construida para disuadir a los nazis fue finalmente utilizada para contener el avance del comunismo.«* notas extraídas del libro de Pierre Pierart.»D’Hiroshima a Sarajevo. La bomba, la Guerra Fría y el ejército europeo". 20A rue Houzeau de Lehaie. 1080 Bruxelles- Belgique. Tel: 32(0)2/414.29.88

** A. Embid. «Entrevista con el profesor P. Pierat» Revista de Medicina Holística nº 64. pgna 92.

*** Un avance que hay que recordar, había sido acordado en la conferencia de Yalta, donde se acordó que los rusos entrarían en guerra con Japón justamente cuando lo cumplieron, que curiosamente era entre las fechas en las que los EEUU tiraron sus 2 bombas.

Como cada año nuestro amigo el profesor Pierre Pierart organiza en la Universidad de Mons el Sábado 7 Agosto 2004 La Conmemoración de la tragedia de Hiroshima et de Nagasaki a la que nos invitó en el 56 aniversario.

Pierre Piérart, es profesor honorario de Biología y especialista en ecología de la Universidad de Mons, Bélgica, vicepresidente de la asociación de médicos contra la guerra nuclear, dirige la asociación de estudiantes contra la guerra nuclear y es uno de los fundadores de la Coalición para la Abolición de las Armas de Uranio Empobrecido.
Es autor de un excelente libro, «De Hiroshima a Sarajevo» y coautor de un libro «Que universales son nuestros valores, que bonita es la guerra» . Es autor de numerosos trabajos publicados el último de los cuales se titula "De Hiroshima a la guerra de las estrellas" con ocasión del 56 aniversario de la tragedia de Hiroshima y Nagasaki. Además es un apasionado experto en micología, nos lo ha mostrado en un paseo por los bellos bosques que rodean Bruselas. Lo entrevistamos en Mayo del 2001 y la publicamos en el nº 64 de medicina Holística. Además otra entrevista está disponible en video junto con otras sobre el mismo tema.

Pierre es un veterano militante del movimiento antinuclear que sigue en activo. Con sus más de 70 años es un ejemplo para los que somos más jóvenes. Nunca olvidaré su calurosa acojida alojándome en su propia casa. Las veladas juntos con su encantadora mujer y sus atenciones.
Alfredo Embid.

bibliografía y contactos:

Pierre Pierart. "D’Hiroshima a Sarajevo. La bomba, la Guerra Fría y el ejército europeo".

Ed. EPI 20A rue Houzeau de Lehaie. 1080 Bruxelles- Belgique. Tel: 32(0)2/414.29.88

pierre Pierart coautor de "Que nos valeurs sont universelles et que la guerre est jolie" 1999 Guerre en Yougoslavie. ed cerisier 20 rue cerisier b- 7033 Cuesmes. Mons. Bélgica. 1999.

Contacto:

Prof. Pierre Piérart. pierre.pierart pophost.eunet.be

Este año es el 59 aniversario de la tragedia de Hiroshima y Nagasaki y llamada à la solidaridad con los alcaldes de Hiroshima et de Nagasaki Por un planeta totalmente libre de armas nucleares y de sus medios de producción. Este año dos temas principales:

1) la solidaridad internacional con los alcaldes de Hiroshima y de Nagasaki que invitan a las municipalidades del mundo entero a solidarizarse para exigir un plan de desarme nuclear con ocasión de la revisión del Tratado de No Proliferación que tendrá lugar en 2005.

2) una exposición sobre el artículo VII del TNP que permite a un grupo cualquiera de Estados de concluir tratados regionales para asegurar la ausencia total de armas nucleares en sus territorios respectivos. Alemania, Bélgica, Italia, los Países Bajos y Turquía, miembros de la OTAN, aquí albergan ilegalmente armas nucleares americanas, deben utilizar esta oportunidad urgentemente.

7 agosto 11 h 00 : Depósito de flores en el parque Hibakusha de la Universidad de Mons-Hainaut (Plaine de Nimy, Chaussée de Bruxelles) 11 h 30 : Debate sobre la campaña de solidaridad con los alcaldes de Hiroshima y de Nagasaki 14 H 00 : Debate sobre el artículo 7 del Tratado de No Proliferación y son utilización por ciertos miembros de la OTAN 15 h 30 : Exposición sobre la solidaridad con los alcaldes de Hiroshima y de Nagasaki, sobre la revisión del TNP en 2005 y sobre la responsabilidad de la OTAN y de sus miembros 16 h 30 : Manifestación en la sede de la OTAN en SHAPE para la desnuclearización de los miembros de la OTAN Jornadas organizadas por AMPGN, AEPGN, la Asociación «R» , el CEAH, la Braise, la LAI, la Association pour la Paix de Cuesmes, el Movimiento helénico por la Paz, la Communauté hellénique de Quaregnon-Mons-Borinage, Abolition 2000, MCP, Vrede, Forum voor Vredesactie, Voor Moeder Aarde, CSO, Abolition U.A, ULDP, Stop.USA Lugar: Bélgica. Universidad de Mons-Hainaut (Plaine de Nimy : Chaussée de Bruxelles, Parque Hibakusha y grandes auditoriros)

Pierre Pierart. "D’Hiroshima a Sarajevo. La bomba, la Guerra Fría y el ejército europeo". Ed. EPI 20A rue Houzeau de Lehaie. 1080 Bruxelles- Belgique. Tel: 32(0)2/414.29.88

«Que nos valeurs sont universelles et que la guerre est jolie» 1999 Guerre en Yougoslavie. ed cerisier 20 rue cerisier b- 7033 Cuesmes. Mons. Bélgica. 1999.

. Dr. Robert Clement Vialletel «jamais plus d’ Hiroshima» ed. del autor CCP 1355,13 Nancy. pg. 31.

. Pierre Pierart. D’Hiroshima a Sarajevo. La bomba, la Guerra Fría y el ejército europeo. Ed. EPI 20A rue Houzeau de Lehaie. 1080 Bruxelles- Belgique. Tel: 32(0)2/414.29.88

. «Que nos valeurs sont universelles et que la guerre est jolie» 1999 Guerre en Yougoslavie. ed cerisier 20 rue cerisier b- 7033 Cuesmes. Mons. Bélgica. 1999.

. Video uranio empobrecido 1 entrevistas con los científicos disidentes: Maurice Eugene André, Pierre Pierart, Marcel Poznansky, e imágenes. 3 horas. AMC 2001. 1.000 pts.


Reenvíalo a tu agenda de direcciones.

Los boletines anteriores están disponibles en nuestra Web. Boletín «Armas contra la guerra» Coalición Internacional para la Abolición de las Armas Radiactivas

Prado de Torrejón, 27 Pozuelo de Alarcón 28224 Madrid

Tél: 91 351 21 11 Fax: 91 351 21 71

Correo-e: ciar amcmh.org Internet: www.amcmh.org

Comenta este artículo   Volver arriba

Nota: los comentarios ofensivos podrán ser eliminados según nuestros criterios de moderación

   

Comentarios


Volver arriba
Volver a la página Principal
Ver comentarios
Spip Sitio desarrollado con SPIP v1.9.2 , un programa Open Source escrito en PHP bajo licencia GNU/GPL.
Licencia de Creative Commons Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons, mientras no se indique otra cosa.