En un océano de manipulación navegantes antimilitaristas se encuentran en una isla virtual de desobediencia, noviolencia y construcción de la Paz
Secciones
> Informativa
  Movimiento 15M
> Campañas
  Objeción Fiscal al Gasto Militar
  Desobedece a las guerras
  Contra la I+D Militar
  Comercio y producción de armas
  Juguete bélico
  Feminismo y antimilitarismo
  Locales
  Varios
  Banca
  Educación para la paz
  La guerra empieza aquí. Parémosla desde aquí
  Recortar lo militar
  Contrarreclutamiento
> Observatorio de conflictos
  Iraq
  Palestina
  Colombia
  EEUU
  Guerra y mujeres
  Infancia y guerra
  Varios
  Afganistán
  Libia
  Costa de Marfil
  Siria
  Mali
  Sáhara Occidental
  Ucrania
  Turquía
> Documental
  Talleres
  Historia del antimilitarismo
  Noviolencia
  Objeción de conciencia
  Recursos gráficos
  Recursos multimedia
  Teoría política
  Represión
  Medio Ambiente
  Mujeres y antimilitarismo
  Anticapitalismo
  Instituciones militares
  Varios
  Intervencionismo humanitario y misiones de paz
> Cajón de sastre
  Humor
  Creación
  Comentarios gráficos
  Contactos
  Varios
> Solidaridad entre los pueblos

Expertos ucranianos en movimientos ultras: el papel de la extrema derecha en las protestas en Ucrania

Declaración de 40 expertos y expertas publicada en febrero de 2014

Sección:Ucrania
Martes 29 de julio de 2014 1 comentario(s) 1627 visita(s)

Publicamos ahora una traducción de la declaración de febrero de 2014 firmada por 40 investigadores e investigadoras en movimientos de extrema derecha en Ucrania y Rusia. Este texto ayudará entender la verdadera naturaleza del movimiento de protestas que sacudió Ucrania desde 2013 y que para la opinión pública internacional quedo caracterizado por los medios de masas como un movimiento de ultraderecha, unas veces por puro sensacionalismo y otras veces como estrategia de deslegitimación propagandística que, procedente de los medios cercanos al Kremlin, caló especialmente en amplios sectores de la izquierda europea. Obviamente, la declaración no trata ni la evolución posterior del movimiento ante la represión feroz del gobierno de Yanukovich, ni los acontecimientos posteriores, como la masacre en la plaza de Maidan a manos de francotiradores, la caída del gobierno de Yanukovich o el gobierno provisional posterior. Ver también el artículo de Rafael Cid "Kaos en la izquierda" publicado también Insumissia para una comprensión alejada de la propaganda al uso de los acontecimientos actuales en el país. (Nota de Insumissia)


El artículo a continuación es una declaración conjunta de 40 expertos en nacionalismo ucraniano y grupos de extrema derecha dentro del movimiento de protesta ucraniano. El enlace también conduce a una petición dirigida a periodistas, comentaristas y analistas que escriben sobre el movimiento de protesta en Ucrania "Euromaidan" enviada por Andreas Umland, que también es uno de los firmantes de la carta. Estas personas ucranianas han observado una gran cantidad de informaciones y comentarios inexactos y hacen un llamamiento a aquellos “sin un conocimiento profundo de Ucrania a que no hagan comentarios sobre las complicadas cuestiones nacionales de esta región sin hacer antes una mínima investigación en profundidad.” Temen que las inexactas declaraciones estén “desacreditando uno de las acciones masivas de desobediencia civil más impresionantes en la historia de Europa...


El Euromaidan de Kiev es una acción masiva de desobediencia civil emancipadora, no extremista

Declaración colectiva de expertos en el nacionalismo ucraniano sobre el papel de los grupos de extrema derecha en el movimiento de protesta en Ucrania, y una advertencia sobre los efectos beneficiosos para el imperialismo ruso de algunas crónicas de medios supuestamente antifascistas desde Kiev.

Somos un grupo de investigadores que incluye especialistas en el campo de los estudios sobre el nacionalismo ucraniano, y la mayoría de los escasos expertos en la izquierda radical ucraniana post soviética. Algunos de nosotros publicamos regularmente en revistas evaluadas por expertos y a través de editoriales académicas. Otros hacen su investigación dentro de las organizaciones gubernamentales y no gubernamentales especializadas en el monitoreo de la xenofobia en Ucrania.

Como resultado de nuestra especialización profesional y nuestra experiencia investigadora, somos conscientes de los problemas, peligros y potencialidades de la participación de ciertos grupos de extrema derecha en las protestas en Ucrania. Tras años de estudio intensivo de este tema, entendemos mejor que muchos de los demás comentaristas cuáles son los riesgos que supone para el Euromaidán la participación de la extrema derecha. Algunos de nuestros comentarios críticos sobre las tendencias nacionalistas han desencadenado airadas respuestas de etnocentristas en Ucrania y en la diáspora ucraniana que vive en Occidente.

A la vez que somos críticos con las actividades de extrema derecha en el Euromaidan, estamos también molestos por una peligrosa tendencia en demasidas crónicas de medios internacionales que tratan los recientes sucesos en Ucrania. Un número creciente de las valoraciones sobre el movimiento de protesta ucraniano, en mayor o menor grado, representa erróneamente el papel, la prominencia y el impacto de la extrema derecha dentro del movimiento de protesta. Numerosos informes alegan que el movimiento proeuropeo está siendo infiltrado, impulsado o dominado por grupos etnocentristas radicales fanáticos. Algunas descripciones crean la impresión que induce a error de que los agentes e ideas ultranacionalistas están en el núcleo o en el timón de las protestas en Ucrania. Existe una gran demanda de viñetas, citas pasadas de tono, comparaciones malintencionadas y turbias referencias históricas. Se combinan con una consideración desproporcionada de un segmento particularmente visible aunque políticamente menor dentro del confuso mosaico formado por los cientos de miles de manifestantes con sus distintas motivaciones, trasfondos y metas.

Tanto la resistencia violenta como la noviolenta en Kiev incluye representantes de todo el espectro político, así como personas sin ideología definida a las que no les resulta fácil situarse políticamente. No solamente los manifestantes pacíficos, sino también los que usan palos, piedras e incluso cócteles molotov en sus enfrentamientos físicos con las unidades especiales de la policía y los matones a las órdenes del gobierno, constituyen un amplio movimiento descentralizado. La mayoría de los manifestantes solamente se volvieron violentos en respuesta a la creciente ferocidad policial y a la radicalización del régimen de Yanukovich. Entre los manifestantes había liberales y conservadores, socialistas y libertarios, nacionalistas y cosmopolitas, cristianos, no cristianos y ateos.

Es cierto, entre los manifestantes violentos y noviolentos también había una variedad de radicales tanto de extrema derecha como de extrema izquierda. Sin embargo, el movimiento en general simplemente era un reflejo de la sociedad ucraniana entera, jóvenes y viejos. El enorme énfasis en los radicales en las crónicas de los medios internacionales es, por tanto, injustificable y engañoso. Esta sobrerrepresentación puede que tenga más que ver con el potencial sensacionalista de los eslóganes, símbolos y uniformes extremadamente etnonacionalistas, que con la situación real sobre el terreno.

Llegamos a sospechar que, en algunos reportajes semiperiodísticos, especialmente en los medios de masas bajo la influencia del Kremlin, la excesiva atención prestada a los elementos ultraderechistas en el movimiento de protesta en Ucrania no tiene nada que ver con el antifascismo. Paradójicamente, la producción, parcialidad y diseminación de tales informaciones puede estar impulsada por una forma imperialista de ultranacionalismo, en este caso, su versión rusa. Mediante la desacreditación de uno de las más impresionantes acciones de desobediencia civil en la historia de Europa, estas informaciones ayudan a proporcionar un pretexto para la intervención política de Moscú, o, quizás, incluso para la intervención militar rusa en Ucrania, como en Georgia en 2008. (En un blog revelador, Anton Shekhovtsov ha detallado recientemente algunos autores, instituciones y conexiones obviamente pro Kremlin. Ver “Pro-Russian network behind the anti-Ukrainian defamation campaign". Probablemente existan más.)

A la vista de estas amenazas, hacemos un llamamiento a los articulistas, sobre todo a los de la izquierda política, para que sean cuidadosos cuando expresen sus justificadas críticas contra el etnonacionalismo ucraniano. A más declaraciones alarmistas sobre el Euromaidan, más probable es que sean usadas por los “tecnólogos políticos” del Kremlin para la implementación de los proyectos geopolíticos de Putin. Al proporcionar munición dialéctica para la batalla de Moscú contra la independencia ucraniana, este alarmismo ayuda involuntariamente a una fuerza política que supone una amenaza muchísimo más grave a la justicia social, los derechos de las minorias y la igualdad política que todos los etnocentristas ucranianos juntos.

También hacemos un llamamiento a los comentaristas occidentales para que muestren empatía con una nación-estado que es muy joven, poco consolidada y bajo una grave amenaza exterior. La frágil situación en que se encuentra todavía Ucrania y las enormes complicacioes de la vida cotidiana en una sociedad en transición como ésta, da lugar a un amplio abanico de opiniones, conductas y discursos extraños, destructivos y contradictorios. El apoyo al fundamentalismo, el etnocentrismo y el ultranacionalismo puede que tenga a veces más que ver con la confusión permanente y las angustias cotidianas de la gente que vive en estas condiciones, que con sus creencias profundas.

Finalmente, hacemos un llamamiento a quienes no tienen ni un interés especial en, ni un conocimiento en profundidad de Ucrania para que no hagan comentarios sobre las complicadas cuestiones nacionales de esta región sin hacer antes una mínima investigación en profundidad. Como especialistas en este campo, algunos de nosotros lucha diariamente para interpretar correctamente la creciente radicalización política y paramilitarización del movimiento de protesta ucraniano. Frente a lo que solamente puede ser calificado como un estado de terror contra la población ucraniana, un creciente número tanto de gente común ucraniana como de presuntuosos intelectuales de Kiev están llegando a la conclusión de que, aunque seguramente es preferible, la resistencia noviolenta no es práctica. Los reporteros que tengan el tiempo, la energía y los recursos necesarios, deberían visitar Ucrania, y/o hacer algún tipo de lectura rigurosa sobre los temas que tratan en sus artículos. Los que no puedan hacer esto, quizás deberían dirigir su atención hacia otros temas más familiares, menos complicados y menos ambivalentes. Esto ayudaría a evitar en el futuro, los desgraciadamente numerosos clichés, errores en la descripción de los hechos, y opiniones desinformadas que a menudo acompañan los debates sobre los acontecimientos en Ucrania.


FIRMANTES:

Iryna Bekeshkina, investigadora sobre conductas políticas en Ucrania, Instituto de Sociología de la Academia Nacional de Ciencias, Ucrania

Tetiana Bezruk, investigadora sobre la extrema derecha en Ucrania, Academia Kyiv-Mohyla, Ucrania

Oleksandra Bienert, investigadora sobre el racismo y la homofobia en Ucrania, PRAVO. Grupo para los Derechos Humanos en Ucrania, Berlín, Alemania

Maksym Butkevych, investigador sobre xenofobia en la Ucrania post soviética, “No Borders” Proyecto del Centro de Acción Social de Kiev, Ucrania

Vitaly Chernetsky, investigador sobre cultura rusa y ucraniana moderna en el contexto de la globalización, University of Kansas, EEUU

Marta Dyczok, investigadora sobre identidad nacional ucraniana, medios de masas y memoria histórica, Western University, Canadá

Kyrylo Galushko, investigador sobre el nacionalismo ucraniano y ruso, Instituto de Historia Ucraniana, Ucrania

Mridula Ghosh, investigador sobre violaciones de derechos humanos y extrema derecha en Ucrania, Instituto de Desarrollo de Europa Oriental, Ucrania

Olexiy Haran, investigador sobre los partidos políticos ucranianos, Academia Kyiv-Mohyla, Ucrania

John-Paul Himka, investigador sobre la participación nacionalista ucraniana en el Holocausto, University of Alberta, Canadá

Ola Hnatiuk, investigadora sobre las tendencias ultraderechistas en Ucrania, Universidas de Varsovia, Polonia

Yaroslav Hrytsak, investigador sobre el nacionalismo ucraniano histórico, Universidad Católica de Ucrania, L’viv, Ucrainia

Adrian Ivakhiv, investigador sobre los grupos religiosos nacionalistas en la Ucrania post soviética, University of Vermont, EEUU

Valeriy Khmelko, investigador sobre estructuras etnonacionales en la sociedad ucraniana, Instituto de Sociología de Kiev, Ucrania

Vakhtang Kipiani, investigador sobre el nacionalismo ucraniano y samizdat, “Istorychna pravda” (www.istpravda.com.ua), Ucrania

Volodymyr Kulyk, investigador sobre el nacionalismo ucraniano, identidad y medios, Instituto de Estudios Políticos y Éticos de Kiev, Ucrania

Natalya Lazar, investigadora sobre la historia del Holocausto en Ucrania y Rumanía, Clark University, EEUU

Viacheslav Likhachev, investigador sobre la xenofobia rusa y ucraniana, Congreso Euroasiático Judio, Israel

Mykhailo Minakov, investigador sobre la modernización política en Rusia y en Ucrania, Academia Kyiv-Mohyla, Ukraine

Michael Moser, investigadora sobre idiomas e identidades en Ucrania, Universidad de Viena, Austria

Bohdan Nahaylo, investigador sobre tensiones étnicas en Europa Oriental y el CIS, anteriormente con ACNUR, Francia

Volodymyr Paniotto, investigador sobre la xenofobia post soviética, Instituto Internacional de Sociología, Ucrania

Olena Petrenko, investigadora sobre el nacionalismo ucraniano durante la guerra, Ruhr University of Bochum, Alemania

Anatolii Podolskyi, investigador sobre la historia del genocidio y el antisemitismo, Centro Ucraniano para el Estudio del Holocausto, Kiev, Ucrania

Alina Polyakova, investigadora sobre movimientos de derecha radical, Universidad de Berna, Suiza

Andriy Portnov, investigador sobre los nacionalismos ucraniano, polaco y ruso modernos, Universidad Humboldt de Berlín, Alemania

Yuri Radchenko, investigador sobre el nacionalismo ucraniano durante la guerra, Centro de Relaciones Interétnicas en Europa del Este de Kharkiv, Ucrania

William Risch, investigador sobre pensamiento y política ucraniana nacionalista, Georgia College, EEUU

Anton Shekhovtsov, investigador sobre el extremismo de derecha en Europa Occidental y Oriental, University College London, Reino Unido

Oxana Shevel, investigadora sobre la memoria histórica y la identidad nacional ucranianas, Tufts University, EEUU

Myroslav Shkandrij, investigador sobre el nacionalismo ucraniano radial entreguerras, University of Manitoba, Canadá

Konstantin Sigov, investigador sobre las estrategias de discurso post soviéticas sobre el “otro”, Kyiv-Mohyla Academy, Ucrania

Gerhard Simon, investigador sobre asuntos de nacionalidad e historia ucraniana contemporánea, Universidad de Colonia, Alemania

Iosif Sissels, investigador sobre los discursos del odio y el antisemitismo, Asociación de Organizaciones y Comunidades Judías (VAAD), Kiev, Ucrania

Timothy Snyder, investigador sobre el nacionalismo ucraniano histórico, Yale University, EEUU

Kai Struve, investigadora sobre el nacionalismo radical ucraniano y el Holocausto, Universidad de Halle, Alemania

Mykhaylo Tyaglyy, investigador sobre genocidio y antisemitismo, Centro Ucraniano de Estudios sobre el Holocausto, Kiev, Ucrania

Andreas Umland, investigador sobre la extrema derecha rusa y ucraniana post soviética, Academia Kyiv-Mohyla, Ucrania

Taras Voznyak, investigador sobre la vida intelectual y el nacionalismo ucranianos, Magazine “JI” (L’viv), Ucrania

Oleksandr Zaitsev, investigador sobre el nacionalismo integral ucraniano, Universidad Católica Ucraniana de L’viv, Ucrania

Yevgeniy Zakharov, investigador sobre la xenofobia y los crímenes de odio en la Ucrania actual, Grupo de Protección de los Derechos Humanos de Kharkiv, Ucrania


Coordinador del proyecto: Andreas Umland. La declaración se publica también en el sitio web del periódico de Kiev “The Day.”


Fuente: Ukraine Experts: The Role Of Extreme Right In Ukraine Protests


Más información:

- Informe de los sindicatos anarquistas SAC (Suecia) e IP (Polonia) de su visita a Ucrania durante las protestas de la plaza Maidan (abril de 2014)

Comenta este artículo   Volver arriba

Nota: los comentarios ofensivos podrán ser eliminados según nuestros criterios de moderación

   

Comentarios


Volver arriba
Volver a la página Principal
Ver comentarios
Spip Sitio desarrollado con SPIP v1.9.2 , un programa Open Source escrito en PHP bajo licencia GNU/GPL.
Licencia de Creative Commons Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons, mientras no se indique otra cosa.